A Darwin José Muñoz Soto, de 23 años de edad, lo mataron este fin de semana cuando jugaba dominó con unos amigos en la calle La Línea, Petare, al este de Caracas.

Su madre, Mirna Soto, contó que llegaron dos sujetos en una motocicleta y lo mandaron a llamar con otro sujeto que estaba por el lugar. Al acercarse la víctima, los delincuentes le dispararon a mansalva. Una joven que le acompañaba recibió cinco heridas de bala y fue trasladada hasta un hospital, donde aún sigue recluida.

Los familiares de la víctima no ofrecieron más detalles del caso, pues según contaron, lo homicidas son temidos delincuentes que operan en el barrio La Línea y ellos temen por el resto de los miembros del entorno, quienes siguen viviendo en el barrio.

Si desea obtener mas información visite

Via “La Voz

actualidad » en esta sección

buscador