Valencia, 11 Abr. AVN .- Al igual que lo hizo abiertamente en el 2002 durante el golpe de Estado, el gobernador de Carabobo, Henrique Salas Feo, del partido Proyecto Venezuela, mantiene una agenda desestabilizadora contra la Revolución Bolivariana y contra la constitucionalidad del país.

Así lo denunció este lunes el dirigente del Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv) y diputado ante el Parlamento estadal, Augusto Martínez, al recordar los hechos de abril de 2002, cuando la oposición venezolana perpetró un golpe de Estado contra el presidente legítimamente elegido, Hugo Chávez.

“Durante esos días observamos como Salas Feo, con más de 20 autobuses, recorría varios sectores de Valencia con su gente gritando la consigna Chávez pa´fuera de Miraflores. Él estuvo implicado en ese golpe de Estado y no ha abandonado sus prácticas conspirativas contra Chávez”, alertó Martínez.

Resaltó que pese a toda esa maquinaria, el pueblo carabobeño también se resistió al golpe de Estado, el cual, al igual que la población de Caracas y de otros estados del país, alzó su voz para rescatar el hilo constitucional dos días después.

“Durante esas pocas horas nos tumbaron, pero el pueblo tuvo conciencia. Ellos (la oposición) se creyeron su mentira de que estaban controlando todo, pero se olvidaron de que existía un pueblo, como siempre se han olvidado del pueblo, y fue el pueblo el que rescató al Presidente de la República”, resaltó.

El diputado carabobeño denunció que actualmente la oposición venezolana intenta dar un “golpe suave” al esconder alimentos y artículos de primera necesidad, como toallas sanitarias y pañales, a fin de generar malestar entre la sociedad e impulsar acciones que vayan en contra del proceso bolivariano.

Ante esta situación, llamó al pueblo a estar alerta, junto con las instituciones del Estado, para derrumbar estas acciones violentas.

actualidad » en esta sección

buscador