BRASILIA, 29 septiembre 2011 (AFP) – Brasil dijo el jueves que espera la aprobación de la ONU para reducir gradualmente sus tropas de paz en Haití en cerca de 257 efectivos a partir del próximo año.

“No debemos y no queremos eternizarnos en Haití, pero tampoco vamos a salir de manera irresponsable”, dijo el ministro de Defensa Celso Amorim en una audiencia ante el Senado.

La ONU deberá votar en octubre un plan de retirada de 1.600 funcionarios y efectivos de la misión que comanda Brasil en el país caribeño, agregó el funcionario en declaraciones divulgadas por la agencia Brasil (estatal).

Brasil aporta entre 2.200 y 2.300 efectivos a las fuerzas de paz, compuestas actualmente por unos 12.200 miembros.

Según la agencia Brasil, la reducción de tropas comenzaría en marzo de 2012.

Una fuente del Ministerio de Defensa confirmó a la AFP que unos 257 efectivos brasileños podrían dejar Haití a partir del próximo año.

“Todo depende de la aprobación del plan” de retirada en la ONU, agregó el ministro Amorim.

Hace menos de un mes, los países suramericanos involucrados en la misión de paz acordaron en Montevideo plantear una reducción gradual de las fuerzas, que llevaría su número al que operaba antes del terremoto de 2010.

Tras el devastador sismo, las fuerzas de paz aumentaron de 9.000 a 12.200 miembros.

Brasil, Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Ecuador, Guatemala, Paraguay, Perú y Uruguay contribuyen con algo más de 40% de los efectivos que actúan en Haití.

actualidad » en esta sección

buscador