Foto: Prensa Primero Justicia

Caracas, 16 de octubre de 2011.- El coordinador nacional de Primero Justicia y diputado a la Asamblea Nacional, Julio Borges, dio inicio a su rueda de prensa dominical recordando la promesa presidencial de la construcción de 153 mil viviendas para este año.

“Al día de hoy deberían de estar listas y entregadas 121.142 viviendas, y según nuestra Operación Lupa en todo el país apenas van 23.951 viviendas. Nosotros desde Primero Justicia exigimos que las cifras del Banco Central de Venezuela se hagan públicas”, expresó.

Seguidamente Borges insistió que el “total fracaso” de las políticas económicas del Presidente, se debe a la guerra permanente contra la iniciativa privada, y la “obsesión egoísta de pretender ser dueño de todo y controlar absolutamente todo. La consecuencia más clara de ello es la inflación descontrolada que golpea permanentemente el bolsillo de los venezolanos”.

“El Gobierno no tiene ninguna posibilidad de controlar la inflación desbordada”

El líder de la tolda amarilla observó con asombro el anuncio de nuevos recursos para la compra de alimentos por parte del Gobierno, “Por unos 5 mil millones de dólares para adquirir unas 5 millones de toneladas de productos alimenticios durante el próximo año, duplicando la compra realizada este año”, resaltó.

Y como ya nos tienen acostumbrados, el 60% serán productos importados”, añadió Borges.

A juicio de Borges, con los resultados oficiales de la inflación es evidente que el Gobierno ha sido totalmente incapaz de controlar los precios para el beneficio de todos los venezolanos.

“En las cifras recientes del Banco Central de Venezuela vemos que en el caso de los alimentos, la inflación acumulada para los últimos 12 meses es de 31% y al hacer el cálculo para todos estos años de Gobierno, vemos como los precios de los alimentos se han multiplicado por 20. Eso significa que hoy los alimentos son 20 veces más caros que cuando comenzó el Presidente”, puntualizó.

El coordinador nacional de la tolda amarilla destacó que el modelo económico que está aplicando el Gobierno “no tiene ninguna posibilidad de controlar la inflación desbordada“.

“El resultado ha sido un fracaso contundente en el objetivo fundamental de la política económica, que es acabar con la inflación y lograr que mejore el poder adquisitivo de los venezolanos, que rinda lo que ganamos y podamos mejorar la calidad de vida de todos”.

“A un año de las elecciones presidenciales estamos claros que mientras dure este Gobierno no se combatirá la inflación y por eso tenemos que darle la mano al cambio, llego la hora de avanzar”, acotó.

actualidad » en esta sección

buscador