Riad, 19 oct (dpa) – Una mujer saudí fue decapitada hoy en Riad en castigo por haber asesinado a su esposo prendiéndole fuego, informó el Ministerio del Interior en la capital saudí.

La mujer había sido condenada a muerte por haber rociado a su marido con gasolina mientras dormía y prenderle fuego después. Ambos cónyuges eran de nacionalidad saudí.

Arabia Saudí aplica una interpretación marcadamente dogmática del derecho islámico, que prevé castigos físicos y ejecuciones públicas. Un total de 64 personas han sido ejecutadas este año en el país musulmán.

actualidad » en esta sección

buscador