>

Alejandro Sanz no se rinde. El veto impuesto por el Gobierno de Venezuela al concierto que iba a tener lugar en Caracas no le impedirá al cantante viajar al país para rodearse de su público. La decisión vino a raíz de las polémicas declaraciones pronunciadas por el cantante en contra de Hugo Chávez hace tres años.

Las entradas fueron puestas a la venta el pasado agosto, un mes antes de que la gran sala de eventos de la capital venezolana pasara a control del Estado. Se agotaron rápidamente, por lo que está convencido de que hay “mucha gente allí que quiere ver ese concierto”. Por esta razón, insiste: “Voy a ir, voy a cantar y, si no quiere [Chávez] que cante, me tendrá que echar”.

Así de rotundo se expresó el cantante respecto al mandatario venezolano, del que dijo “no es un personaje de mi devoción”. En este sentido, consideró que es “una pena” que una Cumbre se hable de Chávez “en vez de los problemas de Iberoamérica”.

Vía 20minutos

actualidad » en esta sección

buscador