Obama recupera el apoyo de las mujeres estadounidenses para las elecciones

Foto: AFP PHOTO / Saul LOEB

(Washington – EE UU, 27 Febrero – AP) — Aparentemente, el presidente Barack Obama estaría recuperando el apoyo de las mujeres.

El apoyo de este sector crucial del electorado cayó justo antes del inicio del año nuevo y de que iniciara en serio la campaña presidencial. Pero su estatus con las votantes se está fortaleciendo, según muestran las encuestas, en momentos en que mejora la economía, y que los asuntos sociales, incluido el control de la natalidad, pasan a ocupar un lugar central en la discusión política nacional.

Los republicanos están cometiendo un enorme error con su discurso contra la anticoncepción, y estoy bastante segura que le están entregando la elección a Obama”, dijo Patricia Speyerer, de 87 años y residente de Macomb, Misisipí, una independiente con tendencia republicana. “Es una cosa estúpida”, agregó.

El furor reciente sobre si los empleadores religiosos deberían pagar por la contracepción de sus empleadas es ciertamente un factor, pero no es ni de lejos la única razón de que las mujeres prefieran nuevamente a Obama después de alejarse de él a fines del año pasado.

Una encuesta de Associated Press-GfK sugirió que las mujeres también están otorgando mayor reconocimiento al presidente por el giro económico del país del que le reconocen los hombres.

Entre las mujeres, su índice de aprobación sobre el manejo de la economía y el desempleo subió 10 puntos porcentuales desde diciembre. Entonces, un grupo amplio de estadounidenses expresaron ansiedad sobre la lenta salida de la recesión por parte del país y enojo ante un gobierno que no se podía poner de acuerdo sobre las medidas necesarias para acelerar las cosas.

Posteriormente, la tasa de desempleo ha seguido disminuyendo, Obama lo ha pregonado así, y los analistas señalaron que esa baja pudo haber resonado particularmente en las mujeres.

Para Obama, no existe electorado más crucial que las mujeres. Ellas constituyen una mayoría de votantes en elecciones presidenciales, y un poquito más de ellas se identifican con su partido. El no sería presidente si no hubiera superado al republicano John McCain en ese grupo en el 2008.