Publicado el 15 de dic de 2012 10:33 am |

  comentarios

Foto:ELENA CRAESCU/EFE

(Berlín, 15 dic EFE).- El Tribunal Internacional sobre el Derecho del Mar ordenó hoy a Ghana poner liberar la fragata argentina Libertad, dos meses y medio después de que fuera retenida en un puerto del país africano con toda su tripulación.

Así lo anunció a Efe Antja Alsen, portavoz del tribunal internacional que tiene su sede en el puerto alemán de Hamburgo, tras la lectura de la sentencia por el presidente de la cámara, el japonés Shunji Yanai,

La fragata Libertad, buque escuela de la Armada argentina, se encuentra retenida en Ghana desde el pasado 2 de octubre por orden de un juez de Accra que atendió una demanda de embargo contra el Estado argentino de los fondos de inversión NML Capital, que Argentina califica de “fondos buitre”.

La de hoy es una decisión inapelable, explicó Antja Alsen, en tanto que se trata de la máxima instancia internacional en materia de Derecho del Mar y no prevé en sus procedimientos la fórmula de la revisión del caso.

El caso de la fragata es el número 20 en la historia de esa Corte internacional, instituida en 1994 como estamento competente de la ONU en materia del Derecho del Mar.

El tribunal está integrado por 21 jueces procedentes de los cinco continentes y cada uno de los cuales -a excepción del presidente, que reside en Hamburgo-, acude a la lectura del dictamen desde su país de procedencia.

El tribunal asumió el caso de la fragata argentina tras la presentación por parte de Argentina de una demanda, a mediados de noviembre, apremiando a la liberación del buque de su marina.

El “Libertad” quedó retenido en el puerto de Tema un día después de atracar en ese país africano por orden de un juez de la capital de Ghana, Accra.

Ambas partes, la ghanesa y la argentina, expusieron sus argumentos ante el tribunal en dos sesiones públicas celebradas a finales de noviembre, sin que hubiera un acercamiento de sus posturas.

Argentina insistió en su exigencia de liberación inmediata, cuestión que Ghana rechazó y exigió, además, que el país sudafricano corra con los gastos del proceso.

El Gobierno argentino sostuvo que una nave militar, como es el buque escuela de su Armada, no es embargable de acuerdo con el artículo 290, párrafo 5, de la Convención de la ONU del Derecho del Mar.

Ante el tribunal explicó, además, que el “Libertad” atracó en el puerto ghanés durante su gira de instrucción anual, que había sido previamente comunicada y autorizada por Ghana y cuya llegada a Tema había tenido rango festivo y con presencia institucional.

Ghana se remitió a la independencia del Poder Judicial y argumentó que sus autoridades no pueden levantar ni derogar la orden emitida en su momento por un juzgado de Accra, que motivó la retención de la fragata, con más de 300 tripulantes a bordo.

Tras un tenso compás de espera, fueron evacuados 281 miembros de la tripulación a finales de octubre, mientras que sigue a bordo una dotación mínima de unos 44 marinos, incluido el capitán.

La fragata Libertad quedó inmovilizada en Ghana en virtud de una demanda de los fondos NML Capital para el pago de bonos soberanos que se instruye en Nueva York, pendiente desde finales de 2001.

Este litigio discurre en paralelo al conflicto judicial entre Argentina y esos fondos, que no aceptaron sumarse en su día a las reestructuraciones de deuda y que Buenos Aires califica de especulativos o “buitre”.