Publicado el 19 de dic de 2012 7:31 pm |

  comentarios

Foto: REUTERS/B Mathur

(Sao Paulo, 19 de diciembre. EFE).- El expresidente de Brasil Luiz Inácio Lula da Silva dijo hoy que su “éxito” es lo que “más hiere” a sus adversarios y que para derrotarlo no bastan las acusaciones sino trabajar más duro que él.

Las palabras de Lula llegan después de que la semana pasada trascendieran unas acusaciones contra el exmandatario por parte del publicista Marcos Valerio Fernandes, condenado a 40 años de cárcel por su implicación en una trama de corrupción destapada durante el primer Gobierno del carismático expresidente.

Fernandes se presentó voluntariamente ante la Fiscalía en septiembre pasado y aseguró que Lula, quien no figuró entre los acusados del proceso que llevó a cabo el Tribunal Supremo, no sólo conocía la trama, sino que la “avaló” y hasta obtuvo “beneficios personales” de las corruptelas.

“Sólo existe una posibilidad de que me derroten. Que trabajen más que yo. Pero si un canalla se mete en una sala con aire acondicionado hablando mal de mí, perderá”, dijo Lula en aparente referencia a las nuevas acusaciones.

“Sólo existe una posibilidad de que me derroten. Que trabajen más que yo. Pero si un canalla se mete en una sala con aire acondicionado hablando mal de mí, perderá”

“Lo que más hiere a mis adversarios es mi éxito”, dijo Lula, citado por medios brasileños, durante un acto del Sindicato de los Metalúrgicos, plataforma en la que inició su andadura política.

Además, Lula anticipó que el año que viene reanudará sus viajes por la geografía brasileña para apoyar a su partido e intensificar la política de alianzas con otras formaciones.

“Volveré a caminar por Brasil porque creo que todavía tenemos mucho que hacer. Tenemos que ayudar a la presidenta Dilma (Rousseff) a hacer cada vez más por este país”, aseveró en el acto celebrado en Sao Bernardo do Campo.

Sobre las acusaciones contra Lula también se pronunció el fiscal general de Brasil, Roberto Gurgel, quien dijo que “evaluará” las denuncias que implican al expresidente.

“Tenemos que analizar el asunto en profundidad y decidir si cabe una investigación”, declaró Gurgel a periodistas.

En el juicio del caso, celebrado en el Tribunal Supremo y concluido el pasado lunes, fueron condenadas varios líderes del gobernante Partido de los Trabajadores (PT), entre ellos algunos del entorno más íntimo de Lula, como el exministro de la Presidencia José Dirceu.