Publicado el 22 de dic de 2012 11:49 am |

  comentarios

Foto: ALEJANDRO BELVEDERE / TELAM / AFP

(Buenos Aires, 22 de diciembre. DPA) – Los violentos saqueos perpetrados el jueves y el viernes en supermercados y comercios de varias ciudades argentinas dieron paso hoy a una tensa calma, con amplios operativos de seguridad y cerca de 600 detenidos en todo el país.

Video: Reuters

El gobierno de Cristina Fernández de Kirchner está en alerta y dispuso reforzar las medidas de seguridad para evitar un rebrote de los violentos saqueos, que dejaron un saldo de 2 muertos en la ciudad de Rosario y decenas de heridos.

Los desmanes, que incluyeron robos a comercios y fuertes choques con las fuerzas de seguridad, comenzaron el jueves en la patagónica ciudad de San Carlos de Bariloche y se propagaron hasta el viernes en puntos distantes como Rosario, Resistencia, Posadas, Viedma, Trelew, Zárate, Campana y los suburbios al norte de la ciudad de Buenos Aires.

El gobernador de la provincia de Buenos Aires, Daniel Scioli, condenó hoy “los desmadres” y pidió que se “aplique todo el rigor de la ley” a los saqueadores. En el distrito, el principal del país a nivel demográfico y económico, hubo 471 detenidos.

Scioli informó que “hay testimonios de que se convocaron por facebook o Twitter” para organizar los saqueos, y evitó comentar las denuncias de altos funcionarios nacionales contra el jefe de la central obrera CGT disidente Hugo Moyano como presunto ideólogo de los disturbios.

En la provincia de Santa Fe continuaban detenidas unas 100 personas

“Quiero paz, tranquilidad y confianza, vamos a estar cuidando la vida y los bienes de las personas”, aseguró el gobernador peronista, por lo que se dispuso reforzar la seguridad, intensificar el patrullaje y la presencia de efectivos.

En la provincia de Santa Fe continuaban detenidas unas 100 personas, según informó el secretario de Seguridad del distrito, Matías Drivet. Los principales focos de conflicto se localizaron en Rosario, la tercera ciudad del país, y Villa Gobernador Gálvez.

“No tenemos hechos graves que reportar en la madrugada de hoy, aunque se registraron hechos aislados en Rosario que han sido conjurados por el accionar policial”, precisó el funcionario, quien evaluó que en Santa Fe “no se trata de una cosa casual, el contenido del reclamo no es necesariamente social”.

En Bariloche también se tranquilizó la situación tras la llegada en la noche del jueves de 400 efectivos de la Gendarmería Nacional (policía de frontera), pero se vivieron momentos de tensión en la capital de Río Negro, Viedma, por disturbios que dejaron diez detenidos y 16 heridos, y en la localidad de Cipolletti, donde se arrestaron a seis personas y un policía fue hospitalizado en estado reservado.

En Chubut se registraron saqueos en las ciudades de Esquel, Comodoro Rivadavia y Rawson

En la patagónica provincia de Chubut se registraron saqueos en las ciudades de Esquel, Comodoro Rivadavia y Rawson.

“Es evidente que hay una organización superior detrás de todos estos hechos vandálicos”, denunció el gobernador chubutense, Martín Buzzi. “Esto expone un grado de coordinación. Estas cosas no suceden simultáneamente en varias partes del país porque sí. Y también es cierto que, montados en esto, hay delincuentes comunes que quieren sacar su tajada”, agregó.

El gobernador alertó que “sin duda habrá quienes quieran instalar alguna supuesta similitud con aquel otro diciembre, el de 2001″, cuando la profunda crisis social, política y económica llevó a la renuncia del entonces presidente Fernando de la Rúa cuando le restaba aún la mitad de su mandato. “Pero todos sabemos que no hay ningún punto de comparación entre aquel país y este y sabemos quiénes son los que están fogoneando estas cosas”, remarcó Buzzi.

Para ver imágenes de los saqueos de ayer pulse aquí