Publicado el 02 de ene de 2013 9:03 pm |

  comentarios

Foto: REUTERS/Carlo Allegri

(Nueva York, 02 de enero. AFP).- Los alumnos de la escuela Sandy Hook en Newtown regresan este jueves a clases en un nuevo edificio con alta seguridad, 20 días después de la matanza que volvió tristemente célebre a esta pequeña ciudad del estado de Connecticut (norte de Estados Unidos).

El colegio Chalk Hill, que cerró el año pasado en la vecina ciudad de Monroe, fue pintado, limpiado y acondicionado para recibir a los 500 niños que estudiaban en la escuela Sandy Hook.

Ubicada a unos 10 km de la escuela en la que un joven abrió fuego matando a 20 niños de 6 y 7 años y seis funcionarias, el pasado 14 de diciembre, el colegio fue bautizado “Escuela primaria de Sandy Hook”.

Los escritorios de los niños, los afiches y las pertenencias que habían dejado en la escuela aquel trágico viernes fueron llevados a las nuevas instalaciones para ayudarlos a retomar su rutina, informó en rueda de prensa la responsable local, Janet Robinson.

“Pienso que ahora debe ser la escuela más segura de Estados Unidos”, subrayó Keith White, portavoz de la policía de Monroe, a periodistas.

Robinson acotó que el colegio había sido transformado “en una escuela primaria muy alegre”, donde las paredes fueron decoradas con copos de nieve enviados por alumnos “del mundo entero”.