Publicado el 10 de ene de 2013 6:29 am |

  comentarios

Foto: EFE

(Nueva York, 10 de enero. DPA) Al menos 85 personas resultaron heridas en Nueva York, una de ellas muy grave, cuando un ferry procedente de Highlands, en el estado de Nueva Jersey, chocó contra el muelle al llegar al atracadero en el sur de Manhattan, cerca de Wall Street, informó hoy la CNN.

Video: Reuters, 10 de enero de 2013

Las autoridades señalaron que dos de los heridos fueron hospitalizados con lesiones en la cabeza. Uno de ellos se encuentra en estado crítico.

El jefe de la línea de ferrys SeaStreak, James Barker, señaló al canal NBC que muchas personas salieron despedidas de sus asientos por el golpe. La gente que ya estaba de pie para bajar se golpeó contra la pared.

Un pasajero dijo al canal ABC que se sintió como un accidente de automóvil. “Nadie entendía qué pasaba”, afirmó. Una mujer contó que la gente se puso histérica y comenzó a gritar. “Nos caímos unos encima de otros”. Otra testigo dijo que el ferry ya se movía mucho cuando salió del puerto. “Luego el dique chocó duramente contra el lado derecho del barco, como una bomba”.

A bordo del ferry viajaban unas 300 personas. La comisión de seguridad de la National Transportation Safety Board (NTSB), la autoridad nacional de seguridad en el transporte, instrumentará una investigación sobre el accidente.

Entre otras cosas se investigó si el capitán estaba ebrio o drogado, según la NTSB. “Es un procedimiento normal en accidentes de este tipo, pero aún no tenemos el resultado”, señaló un funcionario de la comisión.

La Guardia Costera estadounidense ofreció su ayuda. El “Pier 11″, donde se produjo el accidente, fue cerrado. Algunos viajes en ferry fueron reprogramados y otros cancelados.

Miles de personas utilizan día a día los ferrys que conectan Manhattan con barrios como Staten Island, Brooklyn o Queens o con el estado de Nueva Jersey.

En el puerto de Nueva York confluyen el Atlántico y los ríos East y Hudson. Los accidentes no son inusuales: en 2003, un ferry de Staten Island chocó a alta velocidad contra un muelle. Once personas murieron y decenas resultaron gravemente heridas. En un accidente similar en mayo de 2010 resultaron heridos también decenas de pasajeros.