Publicado el 06 de feb de 2013 7:22 pm |

  comentarios

Foto: Prensa de la Embajada de Venezuela en Brasil / Archivo

(Brasilia, 6 de febrero. EFE).- Tres partidos opositores de Brasil protestaron hoy por la asistencia del embajador de Venezuela, Maximilien Sánchez, a un acto político del oficialista Partido de los Trabajadores (PT), lo que tildaron como una “injerencia” en asuntos internos.

El acto, realizado este martes en Brasilia, era una asamblea organizada por el PT para “defender el legado” del expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, en la que pronunció un discurso el exministro de la Presidencia José Dirceu, que acaba de ser condenado a diez años de cárcel por corrupción.

El comunicado de “repudio” está firmado por el Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB), el Demócratas (DEM) y el Partido Popular Socialista (PPS), las tres principales fuerzas de oposición.

La presencia del embajador es “una afronta a la soberanía de Brasil y merecería el repudio inmediato de las autoridades brasileñas, comenzando por el Ministerio de Relaciones Exteriores”, afirmó el comunicado.

Los opositores dijeron que pretenden exigir que el canciller brasileño, Antonio Patriota, explique ante el Congreso porqué el Gobierno no trató de impedir “un episodio de tal gravedad”.

Según estos partidos, el acto del PT fue organizado con el objetivo de “descalificar” el llamado “juicio del siglo”, en el que el Tribunal Supremo condenó a Dirceu y otros 24 políticos y empresarios por un escándalo de corrupción durante el primer mandato de Lula.

El proceso se refiere a una red de recaudación ilegal de fondos millonarios, en buena medida procedentes de organismos públicos, que el PT usó para financiar campañas electorales y sobornar a dirigentes de cuatro partidos políticos a cambio de su apoyo en el Congreso.