Publicado el 07 de mar de 2013 8:28 am |

  comentarios

Foto: @MMFlint

(Los Ángeles, EE UU, 07 de marzo. EFE) - El cineasta estadounidense Michael Moore, ganador del Óscar al mejor documental en 2003 por “Bowling for Columbine”, no dudó en glorificar la figura del presidente de Venezuela, Hugo Chávez, fallecido este martes, como un adalid de los pobres.

“Hugo Chávez declaró que el petróleo pertenecía al pueblo. Usó los dólares obtenidos para eliminar el 75 por ciento de la pobreza extrema (del país) y proveer un sistema sanitario y educación gratis para todos. Eso lo convirtió en peligroso. Estados Unidos aprobó un golpe de Estado para derrocarlo a pesar de que fue un presidente elegido democráticamente”, sostuvo el director a través de su perfil oficial en Twitter.

“Antes de que nos animaran a lanzarnos a la guerra de Irak, los medios de comunicación estadounidenses estaban ocupados espoleando la deposición de Chávez. Un total de 54 países permitieron a Estados Unidos detener (y torturar) a sospechosos. América Latina, gracias a Chávez, fue el único lugar que dijo no“, agregó el realizador.

Moore indicó que conoció a Chávez durante el Festival de Cine de Venecia, cuando le informaron que el dirigente se hospedaba en el mismo hotel que él pero una planta más arriba.

“Hablamos durante más de una hora. Me dijo que se alegraba de conocer finalmente a alguien a quien (George W.) Bush odiaba más que a él“, indicó.

El cineasta comentó que decidió recordar la figura de Chávez porque la gente “no escuchará muchas cosas buenas sobre él en los medios estadounidenses durante los próximos días”.

“Pensé en decir un par de cosas para facilitar un cierto equilibrio”, sostuvo.

Foto: @MMFlint