Publicado el 23 de mar de 2013 7:27 am |

  comentarios

(Pekín, 23 mar EFE).- Una montaña de basura en un vertedero de las afueras de Pekín, que ocupa una superficie de 23.000 metros cuadrados, amenaza con contaminar uno de los lagos que suministran agua a la capital, informó la prensa local.

El vertedero se encuentra en un antiguo valle de 50 metros de profundidad en la comarca de Xinglong, a un centenar de kilómetros al este de la ciudad.

Aunque el lugar se dejó de usar como vertedero por falta de espacio en 2009, tras 20 años de uso, y se construyó un dique para evitar su expansión, los expertos denuncian que en días de lluvia torrencial la basura llega hasta el lago Jinhai, una de las principales fuentes de agua potable para Pekín.

La noticia llega en un momento de alta sensibilización en China por cuestiones medioambientales, después de que en Pekín se alcanzaran niveles récord de contaminación atmosférica y en Shanghái se hallaran cerca de 15.000 cerdos muertos en ríos de la localidad y sus cercanías.