Publicado el 06 de abr de 2013 3:39 pm |

  comentarios

Foto: AFP / Archivo

(La Plata, 6 de abril. AFP) – Médicos, asistentes sociales y enfermeros se organizan en la Facultad de Periodismo de La Plata para ayudar en la traumática “vuelta a casa” de los damnificados por un trágico temporal que dejó 51 muertos en esa ciudad argentina, de los 59 que fallecieron en todo el país.

“El objetivo es efectuar un relevamiento de las necesidades sanitarias para proceder a la asistencia y organizar la vuelta a casa” de los damnificados por el temporal que tuvo lugar entre el martes y la madrugada del miércoles, dijo a la AFP Patricio Cimbaro, de 27 años, integrante de la organización humanitaria Médicos del Mundo.

Cimbaro señaló que se están enviando cuadrillas de colaboradores a cada barrio de La Plata, 63 km al sur de Buenos Aires, que regresan con información sobre la situación en el terreno, y a partir de allí se envían los equipos médicos.

La gran mayoría de los 2.500 evacuados en La Plata ya retornaron a sus hogares, que en algunos casos estuvieron anegados con dos metros de agua, en medio de la angustia por la pérdida de muebles, electrodomésticos y recuerdos personales.

Este sábado está prevista la llegada de “30 a 40″ médicos, psicólogos, asistentes sociales y enfermeros de Médicos del Mundo para atender a los damnificados a través de “móviles sanitarios”, explicó a la AFP Laura Foulon, también miembro de esa organización.

“Principalmente vimos patologías respiratorias y diarreas”, agregó la médica minutos después de recorrer el barrio de Romero, uno de los afectados, donde el hospital zonal “está desbordado”.

Estos profesionales se sumarán a los equipos que ya están trabajando en la ciudad.

El gobierno de la provincia de Buenos Aires, cuya capital es La Plata, de 900.000 habitantes, dispuso de ocho hospitales móviles que recorren los barrios para atender las urgencias, mientras los centros de salud habituales trabajan a destajo.

Los integrantes del “centro de coordinación sanitario”, formado por profesionales enviados por el gobierno federal y un equipo de Médicos del Mundo, estudian un plano de esta ciudad diseñada en forma de cuadrícula para registrar las áreas prioritarias.

Ese centro funciona en el primer piso de la estatal Facultad de Periodismo, un moderno edificio de tres plantas construido hace tres años, mientras el resto de la sede se ha transformado en un gran sitio de recepción y distribución de ayuda para los afectados.

Las autoridades de esa facultad decidieron postergar por 15 días el inicio del ciclo lectivo de 2013, que estaba previsto para el lunes próximo.

Las aulas, los pasillos, el anfiteatro y aun la biblioteca de esa casa de estudios están repletos de colchones, pañales, botellas de agua y bolsas de ropa, que decenas de jóvenes tratan de organizar para la salida rápida de la ayuda.

“En la crisis (económica) de 2001, la facultad también estuvo presente, pero sin el nivel de organización y militancia que hay ahora”, dijo a la AFP la decana de esa casa de estudios, Florencia Saintout.

La Plata, una ciudad comercial e industrial, cuenta además con una afamada universidad pública a la que acuden estudiantes de varios países latinoamericanos.

Decenas de jóvenes descargaban en cadena bidones de agua en la entrada principal del edificio, mientras que grupos de chicas transportaban paquetes de pañales para cargar en camiones del Ejército, camionetas particulares o vehículos de otras entidades del Estado ubicados en una calle trasera.

El gobierno argentino desplegó este sábado 500 efectivos del área de sanidad e ingenieros del Ejército, que se sumaron a otros 700 soldados que ya estaban en la zona afectada de La Plata, indicó el Ministerio de Defensa.

El Ejército aportó una cocina industrial y 10 cocinas de campaña, además de una planta potabilizadora de agua, en tanto se entregaron miles de raciones de comida caliente y agua potable en los distintos centros de evacuados, según ese ministerio.

En tanto, las iniciativas de solidaridad se multiplican este sábado desde todo el país, con decenas de camiones y vehículos que circulaban en la autopista que une Buenos Aires con La Plata transportando elementos de ayuda para los damnificados.