Publicado el 06 de abr de 2013 3:43 pm |

  comentarios

Foto: REUTERS/Ronen Zvulun

(Jerusalén, 6 de abril. EFE).- Israel acusó hoy a Irán de aprovechar el diálogo con el grupo 5+1 para avanzar en el desarrollo de la bomba nuclear y pidió al mundo que sea más “asertivo” y haga una amenaza “tangible y significativa”.

“Los iraníes están usando la ronda de conversaciones para pavimentar el camino hacia la bomba atómica“, afirmó el ministro de Asuntos de Inteligencia Estratégica y Relaciones Internacionales de Israel, Yuval Steinitz, en un comunicado difundido hoy al finalizar la jornada de descanso judía del sabath.

Steinitz, responsable en Israel de coordinar la campaña internacional para que se presione a Teherán a abandonar su proyecto nuclear, reaccionó así ante el anuncio hoy de que no hubo resultados en la quinta ronda de las conversaciones del G5+1 (los miembros permanentes del Consejo de Seguridad -EE UU, China, Francia, Reino Unido y Rusia- y Alemania) con Irán en la ciudad kazaja de Alma Atá.

“Los iraníes están usando la ronda de conversaciones para pavimentar el camino hacia la bomba atómica”

“Este fracaso era previsible. Israel ya había advertido de que los iraníes están abusando de las conversaciones para ganar tiempo, mientras hacen progresos adicionales en su enriquecimiento de uranio para obtener la bomba atómica”, señaló Steinitz en su nota.

Insistió en que “sin una amenaza tangible y significativa, que incluya un calendario a corto plazo, está claro que no será posible conseguir el desmantelamiento del proyecto nuclear”.

Por ello, instó a la comunidad internacional a “tomar una posición más asertiva y dejar inequívocamente claro a los iraníes que los juegos de las negociaciones han acabado”.

Israel considera el proyecto nuclear iraní una “amenaza existencial” y ha advertido reiteradamente de que se reserva el derecho de llevar a cabo una operación militar para terminar con él.

Estados Unidos, la Unión Europea y el resto de la comunidad internacional, sin embargo, continúan apostando por la vía de las negociaciones y de las sanciones para convencer a Teherán que reduzca su enriquecimiento de uranio.

El G5+1 anunció hoy una pausa en las negociaciones nucleares ante la falta de avances

El G5+1 anunció hoy una pausa en las negociaciones nucleares ante la falta de avances, tras una ronda de diálogo influenciada por la proximidad de las elecciones presidenciales iraníes de junio.

Ha quedado claro que las posturas de Irán y el 5+1 siguen siendo distantes“, dijo la jefa de la diplomacia europea, Catherine Ashton, quien precisó que las delegaciones mantendrán ahora consultas con sus respectivas capitales para decidir los próximos pasos.

Las negociaciones arrancaron el viernes en un ambiente de optimismo, pero pronto quedó claro que Teherán no había ido a Alma Atá a responder a la propuesta presentada por las grandes potencias a finales de febrero e insistió en su derecho a enriquecer uranio.

“Consideramos que el derecho al enriquecimiento (de uranio) es un derecho inalienable del pueblo iraní, sea al 5 o al 20 por ciento”, destacó Said Jalili, negociador jefe iraní.