Publicado el 12 de may de 2013 10:54 am |

  comentarios

Foto: John Gress/ Reuters/Archivo

(Chicago, 12 de mayo. AFP) – Los hermanos del estadounidense acusado de secuestrar y violar a tres mujeres, que fueron retenidas durante una década, dijeron no estar al tanto de los hechos y que de haberlo sabido lo hubieran denunciado, según su testimonio en una entrevista difundida el domingo.

“Si yo hubiera sabido que mi hermano estaba haciendo algo así, hubiera llamado a la policía en un minuto, porque eso no está bien”, confesó a CNN Pedro Castro, de 54 años, hermano de Ariel, el acusado de los secuestros.

“Si yo hubiera sabido, lo hubiera reportado, aunque fuera mi hermano”, agregó.

“Si yo hubiera sabido que mi hermano estaba haciendo algo así, hubiera llamado a la policía en un minuto”

Pedro y su hermano menor, Onil, de 50 años, fueron arrestados junto con su hermano, el acusado Ariel Castro, el pasado lunes, luego de que tres mujeres y una niña de seis años nacida en cautiverio, fueran rescatas por un vecino de la casa de Ariel en Cleveland, Ohio.

Sin embargo, tanto Pedro como Onil fueron liberados más tarde, ya que la policía no tiene evidencias de que participaron en los crímenes.

“La gente tira piedras contra sus casas y que reciben amenazas de muerte vía internet”

Durante la entrevista al canal de televisión, ambos dijeron tener miedo de que nunca estén libres del escrutinio, la sospecha y el estigma social después de haber sido detenidos.

“Va a ser algo que me persiga ya que la gente va a pensar, claro Pedro tuvo algo que ver con esto. Y Pedro no tuvo nada que ver con esto”, dijo el hermano de Ariel, hablando de él en tercera persona.

Su hermano Onil agregó: “la gente que me conoce, sabe que Onil Castro no es esa persona y no tiene nada que ver con esto. Yo nunca hubiera pensado en hacer una cosa de este tipo”.

Ambos familiares del acusado, y su madre de 71 años, contaron que la gente tira piedras contra sus casas y que reciben amenazas de muerte vía internet, informó la cadena CNN.

Ariel Castro fue inculpado la semana pasada de violación y cuatro secuestros, los de las tres jóvenes Amanda Berry, su Jocelyn, Gina DeJesus y Michelle Knight, así como el de la hija de Berry y Castro, nacida en cautiverio.