Publicado el 08 de jul de 2013 10:18 am |

  comentarios

Foto: EFE/Juan Carlos Hidalgo

(Madrid, 8 de julio. dpa) – El brasileño Kaká está en una encrucijada: mientras los rumores que lo sitúan fuera del Real Madrid son cada vez más contundentes, el futbolista debe decidir si prefiere dinero o minutos.

Como sucede cada año por estas fechas, el futuro de Kaká vuelve a ser objeto de rumores. Ni siquiera la contratación del italiano Carlo Ancelotti, el técnico con el que dio sus mejores años de carrera, parece avalar la continuidad del brasileño. Más bien al contrario.

Ancelotti prefiere apostar por otro tipo de jugadores con mayor proyección tanto en el presente como en el futuro”, aseguró hoy el diario deportivo “Marca”.

“Ancelotti prefiere apostar por otro tipo de jugadores con mayor proyección”

No sólo eso, sino que el periódico añadió que el Real Madrid tiene “reservado” el número 8 de Kaká para el español Asier Illarramendi, pretendido por el equipo blanco.

De Kaká no se espera ya nada. Con él, Ancelotti tiene un problema”, añadió “As”.

A Kaká le quedan todavía dos temporadas del contrato de seis años que firmó en 2009, ruinoso para el Real Madrid.

En todos estos años, Kaká nunca fue titular y el club tuvo que hacer frente a un sueldo de 9,5 millones de euros (12,2 millones de dólares) por temporada.

Esta es la clave de la cuestión. Kaká debe decidir ahora si sigue ganando esa cifra sin apenas contar para el entrenador o si, por el contrario, resuelve marcharse y renunciar a su sueldo para jugar más.

Porque en el horizonte aparece el Mundial de Brasil y Kaká ya aseguró que su “sueño” es estar en esa cita. De momento, no fue citado para disputar la Copa Confederaciones, en la que el equipo anfitrión se impuso con brillantez a España en la final.

El primer plazo de Kaká concluye el 15 de julio

En los últimos días se rumoreó un presunto interés de equipos como Flamengo o Corinthians, pero éstos difícilmente podrían afrontar el sueldo del jugador. También se habló del fútbol ruso, aunque éste no parece interesar demasiado a Kaká.

El primer plazo de Kaká concluye el 15 de julio, cuando el Real Madrid comenzará el trabajo de pretemporada. Si para entonces sigue en el club blanco, el interés estará en ver si Ancelotti cuenta con él.

“Será entonces cuando empiece a darse cuenta de que esta temporada puede jugar poco si permanece en la plantilla”, sentenció “Marca”.

Por Alberto Bravo