Publicado el 28 de jun de 2013 7:18 pm |

696 views   0 comentarios

Foto: Cortesía / Tu vecino soy yo

(Caracas, 28 de junio – AVN).- Al son del cuatro y las maracas la parranda de San Pedro de Guarenas y Guatire arrancará este sábado 29 de junio luego de una misa que se oficiará en las dos poblaciones, casi simultáneamente, en horas de la mañana.

Esta manifestación fue postulada para entrar en la lista representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), y esperan al final de este año la aprobación del Comité para la Salvaguardia del Patrimonio Inmaterial, luego de que el año pasado ingresaran los Diablos Danzantes de Corpus Christi.

Este viernes, en la Plaza 24 de Julio de Guatire, las Parrandas de San Pedro de Guatire y Guarenas fueron declaradas Patrimonio Cultural Inmaterial del Estado Bolivariano de Miranda, por el Consejo Legislativo del Estado Miranda, respondiendo a la solicitud realizada por el Centro de la Diversidad Cultural y la Red del Patrimonio Cultural de esa entidad.

El coordinador de la Parranda de San Pedro del sector 23 de Enero de Guatire , César Blanco, explicó que en la mañana del sábado se realizará una representación escénica para dar a conocer las raíces de esta manifestación y sus personajes principales, antes de ir a la misa.

“Desde 1958 están organizados, pero la Parranda se remonta a la época de la colonia”, dijo Blanco, quien tiene 35 años dentro la manifestación. La manifestación cultural se inició por una promesa que hicieron sus hermanas a San Pedro luego de un grave accidente donde casi pierde la vida.

Los san pedreños de Guarenas también se preparan para realizar su manifestación este sábado. Con 61 años dentro de la manifestación, el más antiguo en esta tradición, Pablo Núñez, destacó que en esta zona participan unos 35 parranderos, sin contar los promeseros que se incorporan ese día para cumplir con el santo.

Cuando Pablo nació la fiesta estaba bajo la dirección de su padre, Antonio Núñez, que lideró la tradición por 52 años.

Dentro del baile está un personaje conocido como María Ignacia, representado por un hombre vestido de mujer, que era una negra esclava que pidió a San Pedro por la recuperación de su hija Rosa Ignacia. Luego de la muerte de la mujer, el padre de la niña siguió cumpliendo la promesa al santo.

Mientras el canto en Guarenas es más rápido, los parranderos, en Guatire, tocan más lento. Los colores de la vestimenta también son diferentes en las manifestaciones de los dos sectores, además, en Guatire sólo cargan en procesión a San Pedro Apóstol, que lo sacan de la Catedral del pueblo, y en Guarenas sí bailan con el santo.

Buenas Noticias Digitel » en esta sección

buscador