Publicado el 20 de dic de 2012 3:49 pm |

  comentarios

(Caracas, 20 de diciembre – Noticias 24).- A veces mantenerse joven y guapa cuesta un ojo de la cara. Que se lo diga una residente de Los Ángeles que, tras someterse a un nuevo y caro procedimiento cosmético con células madre adultas en su ojo derecho, empezaron a crecerle huesos. La operacion le costó alrededor de 20.000 dólares.

Una mujer de 60 años de edad comenzó a sentir un intenso dolor en los ojos, que no le permitia abrirlos, y cuando forzaba la apertura de los párpados oía un extraño sonido.

El cirujano estético Allan Wu reconoce que primero pensó que la paciente se inventaba los síntomas. Sin embargo, después de una cirugía que duró cerca de seis horas y media, él y su equipo eliminaron varios fragmentos de hueso atascados dentro del párpado de la mujer y el tejido que rodea su ojo.

Los biólogos sospechan que los médicos que realizaron este procedimiento ignoraban el hecho de que las células madre mesénquimales inyectadas en la cara de la mujer y los filtros dérmicos que eliminan las arrugas pueden interactuar entre sí causando el crecimiento de los huesos.

Según explican, los filtros dérmicos que normalmente se utilizan en varios procedimientos cosméticos contienen hidroxiapatita cálcica, un mineral que hace que las células madre mesénquimales se conviertan en huesos. “Muchos de nosotros estamos súper emocionados con las células madre, pero al mismo tiempo deberíamos tener mucho cuidado“, expresó el biólogo celular Paul Knopfler de la Universidad de California de los Estados Unidos.

Además, “estas células no son típicas de los medicamentos. Cuando dejas de tomar una píldora, los productos químicos desaparecen, pero en los tratamientos con células madre los efectos se quedan ahí el resto de tu vida” y hasta ahora no se conocen todas las consecuencias, acotó el experto.

Con información de Actualidad RT