Publicado el 04 de ene de 2013 5:27 pm |

  comentarios

(Caracas, 4 de enero. AVN) – El Programa Nacional Antitabáquico reforzará sus mecanismos de acción durante este año para reducir el consumo de cigarrillo y otros derivados del tabaco.

La coordinadora de este programa dependiente del Ministerio para la Salud, Melina Herrera, detalló que prevén ampliar la difusión de la Norma Oficial del Programa Antitabáquico, así como la reproducción y divulgación de la guía Escuelas sin tabaco, dirigida a docentes en todo el país.

“También tenemos proyectada la adquisición de medicamentos para la cesación del hábito de fumar; la ejecución del cronograma de visitas de supervisión a los estados críticos donde se requiere el reimpulso del programa y la visita a las Zonas Educativas de todos los estados del país”, dijo Herrera, citada en un despacho informativo del Ministerio para la Salud.

Además, no se descarta la emisión de nuevas resoluciones antitabáquicas diseñadas en torno al Convenio Marco de la Organización Mundial de la Salud para el Control del Tabaco.

“Durante el 2012, el Programa Nacional Antitabáquico concretó logros significativos que ayudan a disminuir la morbilidad y mortalidad asociadas al consumo de cigarrillo. Se elaboró y validó la Norma Oficial del Programa; las inspecciones señalan que la Resolución 030, destinada a propiciar ambientes 100% libres de humo de tabaco, ha sido acatada en el 98% de los casos”, agregó.

Para mayo del pasado año, cuando ya habían transcurrido 12 meses de la entrada en vigencia de la Resolución 030, las ventas de cigarrillo en Venezuela registraron un descenso cercano al 50%, de acuerdo con cifras de una conocida empresa tabacalera.

La Resolución 030, que entró en vigor el 2 de marzo de 2011, prohíbe el humo de tabaco en espacios cerrados de carácter público y laboral.

Un reciente estudio efectuado por la Oficina Nacional Antidrogas (ONA) indica que unos 7 millones de venezolanos, entre 15 y 65 años, son fumadores.

Se estima que cada año mueren cerca de 6 millones de personas en el mundo por enfermedades asociadas al consumo del cigarro y otros productos tabáquicos.