Publicado el 21 de nov de 2012 8:20 am |

  comentarios

Foto:EFE

(Caracas, 21 de noviembre. EFE) – La primera computadora del mundo, una máquina de más de dos toneladas bautizada como “The Witch” (“La Bruja”), volvió hoy a encenderse en el Reino Unido, donde será expuesta como pieza de museo tras una reparación de tres años.

En una ceremonia en el Museo Nacional del Ordenador en Buckinghamshire (centro de Inglaterra), varios de los creadores de la histórica pieza, así como estudiantes que aprendieron a programar con ella, pulsaron el botón de “on”.

En los años cincuenta, durante sus días de gloria, “La Bruja”, cuya construcción se inició en 1949, fue la pieza central del programa británico de Investigación de Energía Atómica, su misión era facilitar el trabajo de los científicos realizando de forma electrónica operaciones matemáticas que hasta entonces debían hacerse mediante simples calculadoras.

Sus primeros trabajos eran lentos, tardaba diez segundos en multiplicar dos números, luego se convirtió en una pieza indispensable y era utilizada ochenta horas semanales, un récord para la época.

Cuando en 1957 fue superada por computadoras más rápidas y pequeñas, se trasladó a la actual Universidad de Wolverhampton (este de Inglaterra), donde sirvió para enseñar a programar a los primeros alumnos de informática.

De allí paso al Museo de Ciencia e Industria de Birmingham, pero al cierre de éste la máquina fue desmantelada y llevada a un almacén municipal en 1997. Hace tres años, Kevin Murrell, miembro del consejo de administración del Museo Nacional del Ordenador, reconoció el panel de control de “La Bruja” en una fotografía tomada por un anticuario de ordenadores.

Tras numerosos viajes al almacén, el equipo de restauración se puso manos a la obra y en tres años de trabajo ha podido salvar hasta 1.390 piezas originales.