Publicado el 03 de abr de 2013 12:46 pm |

  comentarios

Foto: ABC

(Ginebra, 3 de abril. Reuters) – Científicos dijeron el miércoles que podrían estar cerca de hallar la misteriosa “materia oscura”, una sustancia que compone más de un cuarto del universo, pero que nunca ha sido vista.

Una identificación final sobre la composición del enigmático material abriría nuevas áreas de investigación, incluyendo la posibilidad de universos múltiples y otras dimensiones, afirmaron físicos.

Un equipo internacional en el centro de investigación Cern en Ginebra afirmó que había registrado lo que podría ser la primera huella física dejada por una materia oscura mientras estudiaban rayos cósmicos grabados a bordo de la Estación Espacial Internacional en los últimos 18 meses.

Los especialista hallaron un aumento de las partículas de positrones que pudieron haber sido creadas por materia oscura en desintegración, una sustancia tan central para el Universo que establece la posición de planetas y estrellas.

Los especialista hallaron un aumento de las partículas de positrones

El jefe del proyecto que construyó el detector de partículas gigante AMS del Cern, Samuel Ting, dijo en un seminario realizado en ese centro que se necesitan más datos para estar seguros de que se ha hallado la elusiva materia oscura.

“En los próximos meses, AMS será capaz de decirnos en forma concluyente si estos positrones son una señal para la materia oscura, o si tienen algún otro origen”, comentó.

Ting dijo que los aumentos de las partículas de positrones también podían deberse a púlsares, o estrellas de neutrones en rotación que emiten radiación pulsante.

Sin embargo, la física del Cern Pauline Gagnon expresó a Reuters tras oír a Ting que la precisión del AMS podría hacer posible “obtener una primera percepción de la materia oscura muy pronto”.

“Eso sería increíble, como descubrir un continente completamente nuevo. Realmente abriría la puerta a todo un mundo nuevo”, sostuvo Gagnon.

“Realmente abriría la puerta a todo un mundo nuevo”

La materia oscura, que rodea a galaxias en todo el Universo, es invisible porque no refleja la luz. Su presencia ha sido establecida por la fuerza gravitacional que ejerce sobre planetas y estrellas.

La semana pasada, el telescopio Planck de la Agencia Espacial Europea reveló datos justo después del Big Bang, ocurrido hace 13.800 millones de años, que mostró que la misteriosa sustancia compone un 26,8 por ciento de la densidad del Universo, más a lo estimado previamente.

La materia normal, las galaxias y planetas que pueden ser vistos por astrónomos con telescopios cada vez más poderosos, componen sólo un 4,9 por ciento. El resto es una “energía oscura” aún más enigmática que se cree que impulsa la expansión del Universo.

Ting ha descrito a la materia oscura como “uno de los misterios más importantes de la física hoy”. Sus huellas están siendo buscadas no sólo a través de AMS, o Espectrómetro Magnético Alfa, sino también en laboratorios en la Tierra y en las profundidades subterráneas.