Publicado el 18 de dic de 2012 6:17 am |

  comentarios

Foto: Lissette Da Silva / Noticias24

(Caracas, 18 de diciembre. Noticias24) - En un reporte del diario El Nacional, se reseñó que la competencia electoral del domingo pasado se redujo a una variable simple: la resistencia a una marea abstencionista y la apatía reflejada en los resultados de las elecciones regionales castigó a ambos bloques.

El rotativo regional reseñó que la oposición rompió la racha de crecimiento sostenido que mantuvo en todos los eventos electorales desde 2005. Los candidatos de la unidad opositora en los 23 estados suman escasamente 3,7 millones de votos y, en promedio nacional, los partidos de la MUD perdieron más de 40% de los votos que cosechó Henrique Capriles el pasado 7 de octubre.

A continuación parte de la nota:

Los casos más graves para la oposición se registraron en entidades como Trujillo, Vargas, Guárico, Portuguesa o Apure, donde la pérdida superó un 60%. En el caso del chavismo, la mayor pérdida se reflejó en estados como Bolívar (donde la victoria estuvo en riesgo), Falcón, Sucre y Amazonas; en éste último, además, el resultado se combinó con una baja desmovilización opositora (14%) para consolidar la victoria de Liborio Guarulla.

En Táchira el chavismo rozó la perfección: José G. Vielma Mora repitió casi la misma votación de Hugo Chávez en octubre (con sólo 9,9% menos) y la oposición se desangró con una pérdida de 40%. El mismo signo tienen las victorias rojas en Nueva Esparta, Mérida y Anzoátegui.

Pablo Pérez logró recortar la ventaja que el chavismo sacó en octubre, pero no fue suficiente. De hecho, su UNT hubiera podido repetir los resultados de 2008, hubieran impedido la victoria de Arias Cárdenas. En general, si los partidos de la MUD hubieran podido movilizar a los electores de Capriles del 7 de octubre, el antichavismo hubiera conquistado más de una docena de gobernaciones.

Por: JAVIER PEREIRA / El Nacional

Venezuela » en esta sección

buscador