Publicado el 21 de dic de 2012 4:38 pm |

  comentarios

Foto: composición Noticias24

(Caracas, 21 de diciembre. Noticias24).- Luego de las elecciones regionales del 16 de diciembre, el mapa venezolano se pintó de rojo. Sorpresivamente el oficialismo no solo logró mantener las gobernaciones que ya ostentaba, sino que además le arrebató a la oposición otras cinco; lo que derivó en un resultado de 20 entidades para el Psuv.

Las reacciones de los dirigentes políticos más importantes del país no se hicieron esperar. Y es que, mientras en la oposición atribuyó este hecho a la falta de incentivos en la sociedad para salir votar (los números sitúan las abstención en 54,27%), el oficialismo alegó que el proyecto bolivariano, la identificación del pueblo con el presidente Chávez y una profunda crisis de liderazgos del sector opositor fueron los grandes aliados en lo que ellos llamaron “la victoria perfecta”.

“Si hubiesen votado los que lo hicieron por Capriles el 7-0, la oposición tendría 18 gobernaciones”

Foto: Carla de Castro / Noticias24

Sobre este tema, Julio Borges, coordinador nacional de Primero Justicia opinó que “el oficialismo no triunfó sino que arrebató” las gobernaciones.

Indicó que “uno podría pensar que el Gobierno ganó casi todas las entidades, pero nosotros lo vemos distinto, no creemos que sea el caso de un gobierno que triunfó, sino el caso de un gobierno que arrebató, se hizo una demostración más de abuso de poder, que tendrá muy pronto un final, ya basta de tanto abuso”, dijo.

El también diputado a la Asamblea Nacional acotó que si los más de seis millones de venezolanos que votaron por Henrique Capriles el 7 de octubre hubiesen acudido a las urnas, “la Mesa de la Unidad Democrática hubiese ganado 18 gobernaciones”. Hizo un llamado para que no se considerara esto como un regaño sino más bien como una reflexión. “El que tira la toalla, el que se frustra y el que se deprime, pierde”.

“El que tira la toalla, el que se frustra y el que se deprime, pierde”

Por su parte, Henry Ramos Allup, dirigente nacional del partido Acción Democrática se decantó por el tema de la participación ciudadana y afirmó que “tanto Gobierno como oposición deben escudriñar sin prejuicios” el mensaje que reflejan los resultados “para que no se repita” esta situación.

Estimó que la abstención fue un elemento determinante en algunos casos, “no se puede decir que perjudicó solo a la oposición sino también al gobierno, hay que pensar por qué razón un número importante de personas, algunas de ellas que se pudieran considerar favorables al gobierno, se abstuvieron de votar”.

Para Ramos hubo candidatos excelentes, “mejores que los del gobierno”, pero ganaron los del gobierno. “Esa tristeza, esa congoja, esa tribulación, se produce cada vez que uno aspira tener un resultado electoral y no lo obtiene”.

“No se puede decir que perjudicó solo a la oposición sino también al gobierno”

Asimismo, Ramón Guillermo Aveledo, secretario general de la MUD, señaló que aunque estos resultados “no nos satisfacen, han sido muestras de que el pueblo no se deja doblegar.

También denunció el “uso de los fondos públicos” y “la fijación de una fecha (de elección) diseñada para la abstención”.

Lo cierto es todos los líderes de la oposición han coincidido en un punto, el error de esta facción política del país en estos comicios, a su juicio, fue no haber tenido la fuerza suficiente para convocar a las urnas a todos sus votantes y además se saben conscientes de la necesidad de reflexionar y revisar estrategias dentro de su seno.

“El pueblo disolvió a la MUD, ha quedado hecha polvo”

Foto: Prensa Miraflores

Por su parte, el oficialismo no perdió oportunidad para regocijarse por su triunfo y es que aunque les queda el sabor agridulce de no haber conquistado tres de los bastiones más importantes de esta contienda, lo cierto es que estas elecciones afianzan al partido rojo como la fuerza política dominante del país.

Sobre este tema, el propio vicepresidente Nicolás Maduro ofreció duras palabras para la oposición y aseguró que “que de parte de los dirigentes políticos de “derecha” no ha habido “ni una sola autocrítica” sobre el resultado de las elecciones regionales”.

“La MUD ha quedado hecha polvo, y la prepotencia, altanería y terquedad con que actúan no tiene límites”, aseveró.

Señaló también que “la ventaja que tenemos es que tenemos a Chávez como gran líder de esta patria, si quieren buscar ventaja, búsquenla en el orden de la político, porque en todo caso detrás de nosotros no está la burguesía poniendo millones de dólares”.

Por su parte, el primer vicepresidente del Partido Unido de Venezuela, Diosdado Cabello puntualizó que “el Psuv ganó 20 Gobernaciones y además se abre un espacio importante porque había regiones donde la oposición se creía dueña y señora. Ellos (la oposición) no entendieron que nuestros candidatos no obedecen ningún asunto personal, sino un proyecto, que independientemente de donde les toque luchar están a la orden de la revolución y a cumplir las instrucciones de Chávez”.

El dirigente oficialista manifestó su tristeza por la opinión de “algunos voceros de la oposición, en el sentido de que sus candidatos no perdieron y que ganó la abstención para tratar de justificar, quieren poner esto como un elemento característico”.

“La MUD ha quedado hecha polvo, y la prepotencia, altanería y terquedad con que actúan no tiene límites”

Jorge Rodrígez, Jefe de campaña del Comando Carabobo, fue enfático en afirmar que “el triunfo de 20 de los 23 candidatos oficialistas representa una “victoria perfecta” y la “victoria de Chávez”.

La oposición venezolana solo ha podido ganar en Miranda, donde el excandidato presidencial Henrique Capriles venció al oficialista Elías Jaua, en Lara y en Amazonas. En Bolívar el CNE ha adjudicado la victoria al candidato oficialista, pero el opositor ha pedido la revisión de resultados.

“Ojalá (los gobernadores de Miranda y Lara) trabajen junto con Chávez en proporcionar la mayor suma de felicidad posible a los habitantes (…). Nosotros reconocemos sin cortapisas la derrota del compañero Elías Jaua en Miranda”, expresó.

Mientras tanto, la población venezolana espera un debate que abra caminos. Diálogo. El Presidente ya asomó la necesidad. Sin embargo, su salud solo sigue abriendo puertas de incertidumbre.

Noris Argotte Soto / Noticias24