Publicado el 05 de ene de 2013 10:25 am |

  comentarios

Foto: Noticias24 / Archivo

(Caracas, 05 de enero – Noticias24).- En el marco de la elección de una nueva junta directiva de la Asamblea Nacional (AN), el diputado Alfonso Marquina, a través de N24 Radio, expresó que “el oficilismo no va a presentar una terna para la mayoría, sino que va asumir la totalidad de la directiva, ratifictando así su conducta autoritaria e inconveniente en esta compleja situación política que vivimos”.

Escuche la entrevista completa a continuación:

“No solo son los problemas económicos y sociales los que nos aquejan a los venezolanos, también la crisis política que podríamos tener en puerta por la enfermedad del Presidente. Este es un momento que hasta por razones humanas debería ser tomada en cuenta por los voceros del Gobierno, para buscar puntos de encuentro y reconcialiación, para sumar esfuerzos y salir juntos de este compromiso que tenemos”.

Marquina consideró que “al contrario, tratan de incentivar la violencia con un discurso de confrontación y llevando a las puertas del Parlamento a un grupo de simpatizantes del oficialismo para provocar y tratan de hacerlo ver como un acto heroico. Nosotros (oposición) ratificamos nuestro talante democrático”.

Respecto a la posición asumida por el vipresidente de la República, sobre la “derecha y sus enredos”, el diputado expresó que “la interpretacion que vi ayer de Maduro a la Constitución es muy conveniente a los intereses personales, y no a la norma que de manera expresa establece en el artículo 231 que el 10 enero culmina este período presidencial”·

Continúo: “Esa tesis de que hay una continuidad administrativa es incorrecta, solo hay un Presidente reelecto, de ser así como lo indica Maduro amarraría de manos a Hugo Chávez, si toma nuevamente el poder no podría sustituir ni siquiera a los ministros“.

“Yo creo que aquí el único que ha realizado una interpretación al margen de la carta magna es el señor Maduro, y quien pretende por su ambición violentarla es él, quizás producto del miedo, angustia o preocupación que le produce el hecho de que Diosdado Cabello no está de acuerdo con la decisión tomada por Chávez de designar al actual vicepresidente como un posible candidato, en caso de presentarse unas elecciones”, añadió Marquina.