Publicado el 17 de ene de 2013 7:02 pm |

  comentarios

AP Images/ Archivo

(Caracas, 17 de enero – Noticias24)- Hugo Chávez y Fidel Castro son líderes muy populares de Latinoamérica, de eso no hay duda. Ambos tienen una ideología en común: luchar contra el imperialismo. Pero mucho antes de que naciera la amistad entre ellos, ocurrió la llamada “Invasión de Machurucuto”, una acción realizada por guerrilleros cubanos y venezolanos en la época de los 60.

La instauración de la democracia en el país fue uno de los momentos más importantes en la historia contemporánea de Venezuela, de ahí que muchos historiadores consideran a Rómulo Ernesto Betancourt como el padre de la misma, pues le tocó inducir este proceso y enfrentar ataques de grupos de izquierda. Entre estos, uno supuestamente promovido por el líder de la revolución cubana Fidel Castro, quien preparó un desembarco que sería recordado por más de un venezolano como “La Invasión de Machurucuto”.

Foto: Hugo Chávez y Fidel Castro durante un paseo en el Parque Nacional Canaima, el 12 de agosto de 2001. AFP Photo / Presidencia – Egilda Gómez/ archivo.

El conflicto de Machurucuto fue un hecho militar librado entre el Ejército venezolano y la Guardia Nacional, por un lado, y guerrilleros venezolanos y cubanos, por otro. Estos, habían desembarcado en dicha playa ubicada en el estado Miranda por las reiteradas peticiones de ayuda que realizaron el Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR) y Partido Comunista de Venezuela (PCV), quienes eran adversos al Gobierno de Betancourt.

Castro se encargó de proporcionarles ayuda financiera, armamentos y entrenamiento a estos grupos.

Según relatos de la época, Castro se encargó de proporcionarles ayuda financiera, armamentos y entrenamiento a estos grupo integrado por venezolanos y cubanos, quienes posteriormente llegarían al país para entrenar a más venezolanos que se encontraban ubicados en los Andes.

Durante los entrenamientos, supuestamente el líder cubano les planteó al grupo de 12 combatientes la idea de realizar una invasión armada en nuestro país, la cual fue aceptada por los mismos.

Según algunos autores, el 8 de mayo del 1967, la docena de guerrillas venían en dos balsas hacia las costa de Machurucuto. Durante la llegada a tierra, una de las balsas naufragó ahogando a un guerrillero. El resto desembarcó en la costa y se produjo el enfrentamiento donde las Fuerzas Armadas de Venezuela lograron neutralizar la operación.

En estos combates durante los días 10 y 11 de mayo, dejaron un saldo de ocho guerrilleros muertos, dos capturados, y uno ahogado al momento de desembarcar. Otro tuvo una mejor suerte, pues logró escapar durante el enfrentamiento.

Luego de este conflicto el Gobierno de Betancourt mostró a los dos cubanos ante los medios de comunicación y tomó la decisión de denunciar a Cuba ante la Organización de Estado Americanos (OEA).

En los escritos publicados por un reconocido General llamado Ángel Vivas, se relata que, a pesar de que Cuba negó su participación en este incidente, “se pudo comprobar mediante la captura de armas a los guerrilleros que las mismas habían sido vendidas al Gobierno cubano por lo cual la isla fue sancionada por la OEA y se rompieron las relaciones diplomáticas”.

Mucho tiempo ha pasado desde este suceso. Actualmente pocos son los restos de este conflicto, más aún cuando son evidentes los lazos que unen a Cuba y Venezuela. Pero todo fue iniciado por el efecto que Hugo Chávez trajo consigo a partir de los 90, cuando solo era un joven militar con ideales de izquierda, que logró dejar atrás a esta “Bahía de Cochinos” venezolana.

El primer encuentro entre Chávez y Fidel

La tutela política que ha ejercido Fidel Castro sobre Hugo Chávez se ha visto reflejada antes del inicio de su gestión. Muchos atribuyen que el Mandatario venezolano ha sido su discípulo, en una trayectoria política ha sido clave desde que se conocieron hace 18 años.

¿Pero cuándo nació la amistad de los líderes latinoamericanos? En diciembre de 1994 se reunieron por primera vez en el Aula Magna de la Universidad de La Habana, donde Chávez fue invitado y dictó una conferencia sobre el Movimiento Bolivariano en Venezuela.

Video: embacubavene

Transcurrieron cinco años de aquel encuentro y esta vez sería Fidel quien viajaría a Venezuela para asistir a la toma de posesión del Presidente. Desde entonces, el Chávez se convirtió gran aliado económico para la isla. Por ejemplo, en el 2000 se creó una alianza estratégica entre ambos países en materia de acuerdos comerciales y políticos que incluyen la entrega de petróleo a precio preferencial.

Cuba ha enviado miles de profesionales que trabajan en Venezuela en sectores de la salud, educación, entrenadores deportivos y otros asesores.

Se podría decir que la amistad entre Chávez y el expresidente cubano va más allá de las coincidencias ideológicas y la simpatía personal. “Fidel es para mí un padre, un compañero, un maestro de estrategia perfecta”, declaró en el 2005 el líder socialista.

Foto: El expresidente de Cuba Fidel Castro (D) y el de Venezuela Hugo Chávez (C) recorrieron las calles de Ciudad Bolívar, en Sandino, Pinar del Río, 180 kms al oeste de La Habana el 21 de agosto de 2005. Chávez realizó la transmisión de su programa “Aló Presidente” desde Ciudad Bolívar, reconstruida con ayuda del gobierno venezolano tras haber sido azotada por un huracán. AFP PHOTO/PRESIDENCIA MIRAFLORES

Mientras, el líder cubano ha afirmado que la amistad con el Presidente es “indestructible”; pero Fidel no ha sido el único amigo de Chávez, pues su hermano Raúl Castro también ha logrado ganarse tal reconcimiento.

Chávez y Fidel son aliados en la política y en la enfermedad

Foto: Estudio Revolución / La Habana, Cuba/ archivo.

Venezuela está viviendo uno de los momentos más determinante en su historia política, pues el Presidente de la República se encuentra hospitalizado en La Habana, desde hace más de un mes, recuperándose de la delicada operación a la que se sometió el pasado 11 de diciembre contra el cáncer, la cuarta desde que se le detectó la enfermedad en junio de 2011.

Por una jugada del destino, las enfermedades del expresidente cubano y el Mandatario venezolano, han sido manejadas recíprocamente por los propios líderes.

Granma / Archivo

Cuando el 26 de julio de 2006 Fidel Castro sufrió una crisis intestinal que lo obligó a retirarse de la política se retiró de la política, fue Chávez quien tomó la palabra para dar cuenta de la evolución de la salud de su gran amigo.

Castro “está muy activo, leyendo, estudiando, escribiendo”, indicó en una entrevista con una emisora venezolana asegurando que habían conversado en la fecha del cumpleaños.

Con el tiempo, el acompañante se volvió paciente y Chávez pasó a ser el enfermo de quien dar noticias.

El primero que las recibió fue el propio Mandatario, a quien una tarde Fidel Castro le anunció que tenía cáncer. Esta historia, para muchos conocida, fue narrada por el propio Chávez, quien en más de una oportunidad le ha agradecido a Fidel estar a su lado.

Desde entonces el cáncer del Presidente de la República ha mantenido a Cuba ocupada en sus operaciones y tratamientos, pero la enfermedad preocupado también a los habitantes de la isla por las consecuencias políticas y económicas que podría tener para ambos países.

Foto: Estudios Revolución/ EFE

A diferencia de otras oportunidades en esta ocasión le tocó al vicepresidente Nicolás Maduro tomar el control del país y, junto al ministro Villegas, ha mantenido informada a la población sobre la evolución del Presidente.

Con gran sentimiento y confianza, Maduro leyó una carta enviada por el líder cubano, en el marco de la celebración del 8vo Aniversario de la creación de la Alba. “El nombre de Hugo Chávez se admira y respeta en el mundo entero, todos e incluso muchos de los adversarios le desean un pronto restablecimiento, los médicos luchan con optimismo por este objetivo”, rezaba la carta que además recordaba las críticas que se han hecho por parte de sectores contrarios al chavismo sobre la supuesta “cubanización” de los asuntos nacionales, mientras otros muchos apoyan que el Presidente se encuentre en suelo cubano.

Atrás quedó entonces aquel conflicto que se recuerda como una parte más de la historia en nuestro país y la situación actual, en cuanto a relaciones bilaterales, la resumía el propio líder cubano al cierre de su carta: “Como se conoce, todos los revolucionarios cubanos somos bolivarianos”.


Por: Vanessa Navas/ Departamento de investigación Noticias24
Con información de AFP, Reuters, AP, Wikipedia, www.losescritosdelgeneralvivasp.blogspot.com, www.embajadacuba.com

Foto: Cubadebate.cu
Foto: / www.cubadebate.cu / AFP/ archivo.

Comentarios desactivados para esta noticia.

Venezuela » en esta sección

buscador