Publicado el 22 de ene de 2013 1:29 pm |

  comentarios

Foto: Composición N24

(Caracas, 21 de enero. Noticias24) Hugo Rafael Chávez Frías es un militar que entró en la política venezolana para revolucionarla. En sus 20 años de presencia en el acontecer político nacional, son muchas las personas a nivel nacional que lo han influenciado para convertirse en el Presidente reelecto por tercera vez.

Carlos Andrés Pérez

Video: YouTube

El 4 de febrero de 1992 fue la fecha en que el Coronel Hugo Chávez aparecería en la historia del país al comandar junto a Arias Cárdenas un intento de golpe de Estado contra el presidente Carlos Andrés Pérez.

Los insurgentes atacaron el palacio presidencial, la casa presidencial “La Casona”, y otras importantes ciudades del país. Luego de unas horas, los militares se rindieron y fueron arrestados. Este fue el momento cumbre del ahora Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, pues a sus 37 años salió en vivo dirigiéndose a sus aliados y al país. En esta alocución asumía la responsabilidad del alzamiento, y ordenaba a los insurgentes que aún luchaban en Aragua y Valencia que se rindieran para evitar mayores derramamientos de sangre.

Desde este momento Chávez quedaría en la mente de la nación y su ideología nacionalista, revolucionaria y bolivariana tomaría auge, dando a conocer al Movimiento Bolivariano Revolucionario 200 (MBR-200), grupo al que formaban parte.

Francisco Arias Cárdenas

Foto: Ingrid Támara Arteaga / Noticias24

Arias Cárdenas fue uno de los que participó con Chávez el 4 de febrero de 1992 en el intento de golpe de Estado contra el presidente Carlos Andrés Pérez.

En 1998 lo apoyó para la Presidencia de la República, pero en el año 2000, Arias se pasó al bando de la oposición y se convirtió en un crítico de Chávez. Durante una alocución el 22 de julio de 2012, el Jefe de Estado recordó que Arias “llegó a ser candidato presidencial contra mí y yo contra él, dos hermanos peleando”.

Cinco años más tarde se arrepintió y volvió a mostrar su apoyo al Gobierno. Chávez resaltó que “en 2010 me dijo que quería hablar, entró por una puerta grande en Miraflores, y nos vimos muy tensos, le dije dame un abrazo, y me dijo Hugo vengo del infierno, le vi la cara al diablo, cuanto odio, aquí estoy, yo le conozco el alma a este hombre. Me dijo que se iba a dedicar a vender limones, y que si lo necesitaba algún día lo llamará y así fue. Estamos los dos juntos y para siempre, para continuar luchando por el pueblo”.

Por tal reconciliación, Chávez promovió a Arias como candidato del Psuv para que ganara la Gobernación del Zulia en las pasadas elecciones regionales de 2012, en las que obtuvo el triunfo desplazando al candidato de UNT Pablo Pérez.

Rafael Caldera

Foto: AP Photo/Fernando Llano

En su intención de lograr una alianza con los grupos políticos de izquierda que apoyaron el golpe de 1992, el presidente Rafael Caldera, reelegido por segunda vez, indultó a los militares juzgados por el fallido golpe de estado de 1992.

Este período de gobierno de Caldera sentó las bases del ascenso de Hugo Chávez a la presidencia de la república, pues fue acogido como un héroe nacional al salir en libertad, lo cual dio pie a la fundación del Movimiento V República y su posterior victoria en 1998 con el 56,20% de votantes frente a Henrique Salas Römer e Irene Saez.

Durante el acto de juramentación de Chávez para su primer mandato 1999-2001 sería Rafael Caldera quien le entregaría la banda presidencial, hecho que fue criticado posteriormente por muchos y a lo que Andrés Caldera Pietri, hijo del expresidente diría: “Mi papá le dio la libertad pero no lo hizo Presidente”.

José Vicente Rangel

Foto: Juan Carlos Solórzano /Prensa Presidencial

El periodista y abogado Jose Vicente Rangel, quien siempre fue un dirigente político de izquierda, ha acompañado en todo su camino al Presidente, convirtiéndose en Canciller de la república desde 1999 hasta 2001, con el objetivo único de generar fuertes lazos con los países de la Opep.

Siendo un hombre de entera confianza de Chávez, en 2001 se convierte en Ministro de Relaciones Exteriores, siendo el primer civil en toda la historia de la Venezuela en ejercer este cargo. Estaba en este ejercicio cuando los hechos del 11 de abril del 2002, formando parte de la resistencia contra la juramentación de Carmona Estanga y logrando restituir el orden político con el regreso del Presidente el 13 de abril.

Luego de estos sucesos, en mayo fue nombrado Vicepresidente de la República hasta el 2007, obteniendo una réplica de la espada del Libertador Simón Bolívar al despedirse.

A pesar de ya no formar parte del Gobierno, siempre se le observa junto a Hugo Chávez, teniendo voz en las decisiones del mandatario y contando con varias entrevistas del mismo en su reconocido programa “José Vicente Hoy”.

Lucas Rincón

Video: YouTube

La ruptura del hilo constitucional del 11 al 13 de abril de 2002 fue otro momento álgido en la vida política de Chávez, pues el Presidente ya en su segunda gestión de gobierno, luego del paro nacional de diciembre de 2011 tendría una dura prueba que llamaría a la reflexión.

Ese 11 de abril una gran marcha de la oposición fue desviada hacia Miraflores, la misma terminaría en disturbios y enfrentamientos. Chávez se encontraba en el Palacio desde donde se dirigió al país en cadena nacional y solicitó a las Fuerzas Armadas la activación del Plan Ávila, mientras tanto, las estaciones de televisión privadas dividieron las pantallas y mostraban las imágenes sucedidas en Puente Llaguno.

Tras la pequeña cifra de fallecidos y para evitar mayor alboroto, Chávez fue presionado por los militares que lideraban el movimiento, quienes le exigieron entregarse y renunciar o, si no, atacarían el palacio presidencial. A las 12:00 am aproximadamente, el General Lucas Rincón Romero, ministro de la Defensa para el momento se dirigió al país por televisión y expresó que al presidente “se le solicitó la renuncia, la cual aceptó”. Luego el Presidente abandonaría Miraflores y fue trasladado a la base militar ubicada en Fuerte Tiuna.

Actualmente, Lucas Rincón comenta sobre su papel en la reconstrucción de los hechos de la madrugada del 12 de abril de 2002: “El pueblo venezolano entiende que los anuncios efectuados por mi persona, en aquellos difíciles momentos, estuvieron orientados a evitar más derramamientos de sangre y el bombardeo al Palacio de Miraflores. Lucas Rincón nunca solicitó la renuncia al Presidente porque yo no fui ni soy un traidor. Siempre he sido, soy y seré leal a mi comandante presidente Hugo Chávez y al heroico pueblo de Venezuela”.

Isaías Baduel

Foto: AP Photo/Gregorio Marrero

Raúl Isaías Baduel, militar y político venezolano mejor conocido por rescatar del cautiverio al Presidente durante los hechos de abril de 2002, pese a su lealtad a Chávez y luego de haber sido Comandante General del Ejército venezolano y Ministro de la Defensa se reveló en contra del Gobierno en 2007 por no estar de acuerdo con la reforma constitucional, promovida por el Presidente y la Asamblea Nacional. Referéndum que perdió el Primer Mandatario el 2 de diciembre del mismo año.

Actualmente Baduel se encuentra preso con una condena de ocho años, por corrupción durante su gestión como Ministro, acusación a la cual se defendió durante una entrevista en exclusiva con Noticias24: “Preso de conciencia por orden de Hugo Chávez e instrucciones de su mentor Fidel Castro, quiero compartir con ustedes algunas reflexiones y consideraciones sobre la causa y juicio en mi contra”.

Para muchos, la actuación de Baduel fue la clave para que el Presidente pudiera volver a Caracas y a tomar las riendas del Gobierno, pues ahí se reafirmó el apoyo de la Fanb sobre el Mandatario.

Manuel Rosales

Foto: AP Photo/Reinaldo D’Santiago

El dos veces gobernador del estado Zulia, Manuel Rosales, vivió su momento fuerte en la política venezolana al convertirse en el principal adversario de Hugo Chávez en la elección presidencial de 2006, siendo el primer candidato opositor de la Unidad.

Rosales fue apoyado por 44 organizaciones opositoras, entre ellos Primero Justicia, Copei, Convergencia, Bandera Roja, Movimiento al Socialismo (MAS), Acción Democrática, y su partido Un Nuevo Tiempo.

Esta elección se dio el 3 de diciembre de 2006, resultando reelegido Hugo Chávez obteniendo 7.161.637 votos (62,89%), mientras Rosales obtuvo 4.196.329 (36,85%) de los votos.

Años más tarde, en lo que la familia Rosales apunta como una venganza política, el exgobernador sería acusado de enriquecimiento ilícito, siendo señalado por el mismo Presidente el 12 de octubre de 2008: “Tu (Rosales) me andas espiando, vigilando y conspirando contra mí, pero vamos a ver quien dura más en el mapa político venezolano. ¡Te voy a barrer del mapa político venezolano!, desgraciado, bandido, hampón, mafioso, corrupto y ladrón”.

Rosales solicitó asilo político en Perú el 21 de abril, mientras la Interpol de Caracas emitió una orden de captura solicitada por una corte del país.

Henrique Capriles Radonski

Foto: Prensa Presidencial

Henrique Capriles Radonski batalló con Chávez para quitarle el mando en las pasadas elecciones presidenciales, en las cuales perdió con el 44,39% de los sufragios frente al 55,00% de Hugo Chávez.

Realmente fue una campaña dura entre ambos partidos, un casa por casa de un hombre sano y un hombre que recién salía de una tercera operación quirúrgica realizada en Cuba.

Sin duda, Capriles fue la piedrita en el zapato de Chávez, a pocos días de las pasadas elecciones presidenciales, el candidato opositor acusó al Presidente de estar “enfermo de poder”.

Para la elecciones regionales, el Mandatario tenía como meta recuperar la Gobernación de Miranda, lanzando a Elías Jaua como el candidato del Psuv, elecciones que perdió ante la reelección de Capriles.

Diosdado Cabello y Nicolás Maduro: la dupla perfecta

Foto: Foto: Prensa Miraflores

Una de las personas presentes en la actual vida política de Chávez es Diosdado Cabello, quien era Vicepresidente y asumió la Presidencia interina durante los hechos de abril de 2002 y lo primero que hizo fue ordenar la liberación de Chávez, quien en ese momento se encontraba detenido en una base militar en la isla La Orchila.

Una vez más Cabello manifestó su lealtad, ya que el 4 de febrero de 1992 participó con él en el golpe de Estado contra el entonces presidente Carlos Andrés Pérez. A pesar de haber “desaparecido” un tiempo de la vida política, cosa que generó rumores sobre las bases del partido, su designación como Presidente de la AN lo consolidó nuevamente al lado del Presidente del país.

A la derecha de Chávez se encontraba uno de los hombres más fuertes de la política oficialista, y a su izquierda, otro de suma importancia: Nicolás Maduro. Juntos hacían de esa imagen la premonición de lo que vendría después de que el Jefe de Estado anunciara una posible retirada de la vida política venezolana. Señaló aquel 8 de diciembre a Maduro como la persona idónea para continuar la revolución pero con la “unidad” por delante.

La ausencia del Presidente generó una polémica en torno al destino político, pues la ausencia temporal estaba a la orden del día, aunque la dupla Maduro-Cabello demostró que no se tomaría ninguna acción que perjudicara a un Chávez ratificado por tercera vez. De hecho, fue el propio Diosdado el que dijo por primera vez que no estaba planteado ese escenario y de ahí en adelante, ambos han establecido un camino de acción acorde a la unión que pedía el Mandatario.

Nicolás Maduro es uno de los hombres claves en la vida política de Chávez, pues fue él quien internacionalizó el proyecto de la revolución y lo concretó más allá de las fronteras cuando ya el Presidente no pudo atender de especial forma este ámbito por su enfermedad. Sin dejarlo ni un minuto, este hombre callado no es solo quien definió la política exterior, sino el que brindó la confianza necesaria como para convertirse en el vocero del Jefe de Estado y en quien hoy está el país hasta el regreso de uno de los políticos más relevantes de la historia moderna, entre críticas y alabanzas: Hugo Chávez Frías.


Por: Ingrid Támara Arteaga y Mariely Márquez/Departamento de investigación/Noticias24