Publicado el 30 de ene de 2013 8:59 am |

  comentarios

Foto: Nota de Prensa/Archivo

(Caracas, 30 de enero. Noticias24) – El diputado a la Asamblea Nacional por Primero Justicia, Julio Borges, criticó que el Gobierno quiera tapar la realidad del país sobre el desabastecimiento a través de una “guerra mediática” para decir que no es cierto, porque a su juicio las propias cifras emanadas del INE y BCV son muestra de “la terrible situación del país”.

El parlamentario también denunció el “exagerado nivel de importaciones” que se mantiene, a razón de las negociaciones entre Venezuela y Cuba, “a quienes les conviene más importar por el alto nivel de comisiones y negocios que fomentar la producción en nuestro país”.

Entre otras cifras mencionó la carne de res, con importaciones de 355 mil toneladas y el consumo anual de 677 mil, lo que se traduce en 52% del consumo fue importado.

Aseguró que la “única vía para cambiar la realidad del país es producir, producir y producir, impulsar la producción nacional”.

A continuación la columna completa:

Como siempre, el Gobierno pretende tapar la realidad a través de sus voceros que insisten en una guerra mediática para decirnos que no es cierto lo que vemos los venezolanos todos los días en las calles. En esta oportunidad salió el Presidente del Instituto Nacional de Estadística INE a decirnos que usábamos cifras poco confiables y que en Venezuela no se llegaba a importar el 30% de los alimentos.

Lo insólito es que en Primero Justicia siempre utilizamos cifras oficiales del INE y del Banco Central, precisamente para mostrar que incluso con sus números se demuestra la terrible situación económica que atraviesa nuestro país. ¿Será entonces que el propio Presidente del INE considera sus cifras poco confiables?

Bastaría con preguntar a los venezolanos cuando abren su nevera o cuando van a los mercados y abastos si lo que ven es o no es mayoritariamente importado. La respuesta sería obvia, ya que, el exagerado nivel de importaciones de alimentos es generado por los guisos existentes entre los gobiernos de Venezuela y Cuba, a quienes les conviene más importar por el alto nivel de comisiones y negocios que fomentar la producción en nuestro país.

El Maíz Amarillo con importaciones de 2,1 millones de toneladas y un consumo anual de 2,7 millones

No obstante, las propias cifras del Gobierno reportadas por el INE para las importaciones durante un año desde Septiembre 2011 hasta Agosto del año 2012 para poderlas comparar con lo reportado por la Superintendencia Nacional de Silos, Almacenes y Depósitos Agrícolas (SADA) como el consumo anual de algunos productos básicos de la dieta del venezolano, y así saber qué porcentaje es importado en estos casos.

Para la carne de res las importaciones fueron 355 mil toneladas y el consumo anual 677 mil, resultado: 52% del consumo fue importado. En el caso del arroz, las importaciones fueron 638 mil toneladas y el consumo anual 1,2 millones de toneladas, eso supera el 53% del consumo anual. El azúcar crudo, con importaciones de 730 mil toneladas mientras el consumo anual fue casi 1,4 millones de toneladas superando el 53% del consumo. Y el insólito caso del Maíz Amarillo, donde las importaciones fueron 2,1 millones de toneladas y el consumo anual casi 2,7 millones para un 79% del consumo que fue importado

Entonces. ¿Cómo el Gobierno dice que aquí jamás se ha importado más del 30% de los alimentos que consumimos? Hay que ser bien caradura para afirmar esto teniendo la responsabilidad de publicar las cifras oficiales. O es que acaso ni siquiera revisan los documentos que emite el Ministerio de Alimentación donde confirman que las compras por parte del Gobierno para la red Mercal/PDVAL son en un 70% de productos importados. O será que eso deja en evidencia el guiso que tienen importando productos de varios países que luego pasan por Cuba para dejar allá aranceles y comisiones, siendo un país que no produce casi nada, si acaso todavía azúcar.

Intentar convencer a los venezolanos de una supuesta realidad que no existe

Intentar convencer a los venezolanos de una supuesta realidad que no existe por ningún lado no tiene sentido. La única vía para cambiarla es producir, producir y producir, impulsar la producción nacional. Y eso sólo es posible trabajando en conjunto Gobierno y Sector Privado, incentivando a los productores en lugar de tener una guerra permanente con ellos, promoviendo y no expropiando, propiciando nuevas inversiones y no estatizando.

Sólo con incentivos claros a nuestros productores veremos miles de productos llenando los mercados y abastos en todo el país, veremos incluso los precios bajando. Esa es nuestra propuesta de Ley de Impulso a la Producción Nacional, ese es el cambio por el que seguimos luchando, para resolver los verdaderos problemas de los venezolanos y no esta “continuidad” que sufrimos de ineficiencia y politiquería permanente. Todos juntos tenemos que protestar y exigir respuestas a un Gobierno que sigue totalmente paralizado.

Comentarios desactivados para esta noticia.

Venezuela » en esta sección

buscador