Publicado el 09 de mar de 2013 2:31 pm |

  comentarios

Foto: Reuters

(Caracas, 9 de marzo. DPA) - Los fieles chavistas, que desean que las elecciones presidenciales sean lo antes posible, manejan un solo escenario: “Gana Nicolás Maduro o se viene el abismo”, repiten, mientras que los opositores ansían que la muerte de Hugo Chávez abra la posibilidad para un cambio, incluso cuando éste pueda generar problemas.

“Maduro gana seguro. Ojalá las elecciones fueran ya”, dijo a DPA Molina Petroneo, una empleada pública de 47 años. Otro chavista que peregrinó para despedirse del cadáver de Chávez fue más radical: “Se puede desatar una guerra civil si gana una gente de esas de la oposición”, opinó Francisco González, un obrero de 39 años.

“No tengo dudas de que está todo bien planeado. Lo único es que la oposición va a buscar cualquier cosa para desestabilizar”

Nicolás Maduro juró como presidente interino el viernes y dijo que espera que las elecciones sean pronto. Medios oficiales indicaron que el Consejo Nacional Electoral definirá hoy en sesión extraordinaria la fecha para los comicios, que serían en abril.

“El presidente despertó la conciencia. Los de la oposición solo quieren el petróleo para ser millonarios y humillar al pueblo, que ni los dejaría gobernar. La marea de gente que salió a homenajear a Chávez se volcará en contra de ellos”, sostuvo González.

Los seguidores del chavismo coinciden en el análisis: el fallecido presidente dejó “la doctrina” sobre lo que “deben” hacer, que es votar a Maduro, tal como pidió Chávez en diciembre antes de partir a Cuba para operarse por última vez por su cáncer.

“No tengo dudas de que está todo bien planeado. Lo único es que la oposición va a buscar cualquier cosa para desestabilizar”, señaló el obrero.

Manuel Nieves, un hombre lisiado de 47 años, dijo a dpa que “el pueblo es capaz de cualquier cosa”. Desafiante, afirmó: “Chávez murió por nosotros, nosotros también entregaremos la vida como hizo él”.

Algunos chavistas dejan entrever reservas sobre el heredero de Chávez: “A Maduro le falta un poco de madurez política. No tiene el don del convencimiento. El pueblo igual lo va a apoyar porque el comandante así lo pidió”, dijo a dpa Omar Silva, un taxista de 50 años.

Petroneo confía en los designios de Chávez: “Estamos seguros de que el equipo que dejó el comandante es bueno porque él es un visionario. No vamos a permitir traiciones”.

“Si la oposición llegara al poder va a haber hambre. Dejó de haber hambre cuando llegó Hugo Chávez. Ahora todo venezolano tiene su departamento, su hogar. A la oposición solo le importan los ricos, no le interesa la gente”, añadió.

En la otra vereda, los antichavistas tienen la esperanza de que la ausencia de Chávez deje lugar para un cambio tras 14 años.

“Va a venir ahorita un cambio. ¿Maduro? Ese bicho no sabe hablar. Es un déspota. Tiene que ser un tipo preparado para ser presidente. No va a ganar”, dijo a dpa Carlos Calvo, licenciado en administración de empresas de 60 años.

“Gana Capriles. El chavismo fue una locura que nos pasó a los venezolanos. Tiene que venir algo nuevo. Las últimas votaciones seguro que fueron fraude”, desconfió Calvo. Chávez ganó en octubre con el 55 por ciento de los votos y el proceso electoral fue aceptado por la oposición.

El licenciado en administración de empresas no se imagina un cambio pacífico: “Claro que va a haber problemas”.

En 2009, Chávez dijo: “Después de mí, el vacío, el caos”. Ahora, algunos se preguntan si habrá sido profético.

Por Ignacio Pereyra

Comentarios desactivados para esta noticia.

Venezuela » en esta sección

buscador