Publicado el 06 de abr de 2013 8:49 am |

  comentarios

Video: Globovisión 06 de abril de 2013

(Caracas, 6 de abril. Noticias24).- Mónica Radonski de Capriles dibujó lo que representa ser la madre de un candidato a la presidencia de la república en medio de unas circunstancias que tildó de “difíciles” en el país.

Confesó experimentar una mezcla de sentimientos que rodean las aspiraciones y la vocación de Henrique Capriles. “Sientes temor y miedo, sientes un orgullo que no te cabe en el cuerpo, pero también como venezolana sientes un agradecimiento muy grande porque haya alguien que esté dejando el pellejo” por el país, “pienso en mis nietos y quiero un futuro mejor para ellos”.

Al preguntársele si en algún momento pensó que su hijo aspiraría a la presidencia de Venezuela, aseguró que en su casa nunca hubo tendencia política alguna. “A mis hijos les decía que estudiaran y fueran lo que ellos quisieran, pero que fueran buenos; y jamás pensé que iba a estar en esto”.

El presidio de Henrique Capriles: “Fueron cuatro meses que parecieron cuatro años”

Mónica Radonski recordó el tiempo en que su hijo fue privado de libertad. Una época, dijo, que fue superada gracias a la unión y fortaleza de la familia.

Fueron cuatro meses que parecieron cuatro años. Nos organizamos y todos estábamos haciendo algo por él en ese momento. Siempre le he pedido a Dios que mis hijos no me necesiten en el mismo momento de manera de poderme dedicar a cada uno”.

Manifestó su acuerdo con el hecho de que quien cometa una falta debe ser castigado en concordancia con su delito, pero la de su hijo fue “una detención injusta”.

Pero en este caso, insiste, no había falta. Se trataba de “una persona inocente, como otros y esta lucha es también por la libertad de ellos”.

“Una persona que está privada de libertad necesita sentir que no lo olvidan“, subrayó.

Recordó que al salir en libertad, su hijo “salió lleno de una paz enorme y allí fue cuando yo acepté que esa era la vida de mi hijo. Allí acepté que esto que él hace es más que una vocación, es su razón de vida”.