Publicado el 17 de abr de 2013 4:31 pm |

  comentarios

Foto: Boris Vergara / EFE

(Caracas, 17 de abril – Noticias24).- La representación del Comando Simón Bolívar ante el Consejo Nacional Electoral entregó al ente comicial los datos necesarios para solicitar el respectivo recuento “voto por voto”. Las juntas regionales recibieron también sus respectivos documentos.

Video: Globovisión, 17 de abril de 2013

Carlos Ocariz señaló que además se consignaron los documentos y recaudos para solicitar la revisión de las boletas, acta, máquinas, huellas y cuadernos. “Esto en base a las irregularidades que hemos encontrado”.

Aseguró que lo que se está pidiendo al ente electoral no es secreto para nadie, así como también dijo que es algo que los venezolanos en general desean. Añadió que las presuntas irregularidades presentadas por Capriles fueron también entregadas al CNE para su revisión.

“Siempre le hemos hablado claro al país. Defendiendo lo que pasó el 14 y lo que dijeron los dos candidatos, ambos están de acuerdo que se abran las cajas”, expresó.

Insistió en la necesidad de contar “voto a voto” para solventar la crisis política que, según dijo, existe en el país y darle la mayor tranquilidad a los venezolanos. Añadió que se reunieron de manera “cordial” cerca de dos horas y media con la presidenta del CNE, Tibisay Lucena.

Ocariz manifestó que esperan que el ente comicial informe en las próximas horas su decisión ante esta solicitud. Reafirmó que “salga sapo o salga rana” respetarán lo que arroje el recuento de votos.

Capriles: “Es el grupito de enchufados el que se niega”

Por otro lado, a través de su cuenta de Twitter, el también Gobernador de Miranda escribió que “el @ComandoSB está en el CNE, el reconteo y revisión solicitado es Papeletas, Actas y Cuadernos de Votación!”.

Agregó que a pesar de la diferencia de pensamientos o tendencias, a su juicio muchos están de acuerdo con el reconteo. “Es el grupito de enchufados el que se niega!”, aseguró.

Además, Capriles manifestó en la red social que la verdad está por encima de la mentira, “esa es nuestra lucha, la verdad frente a la mentira, tener un mejor país!”, enfatizó.

Durante una rueda de prensa ofrecida ayer, Henrique Capriles detalló las presuntas irregularidades que se presentaron el pasado domingo 14 de abril durante la jornada electoral. Entre las que se refirió destaca: 535 máquinas dañadas que representan un universo de 189.982 votos.

El Consejo Nacional Electoral (CNE), que proclamó a Maduro menos de 24 horas después de la votación, defiende la inviolabilidad del moderno sistema electrónico, auditado por expertos y avalado por los acompañantes internacionales.

La jefa del ente electoral, Tibisay Lucena, recibió a la comisión opositora en un encuentro cordial y se comprometió a darles una respuesta rápida, pese a que ya había dicho que abrir las cajas sería retroceder al viciado y obsoleto conteo manual.

Fuentes de la coalición opositora dijeron a Reuters que según sus cálculos las inconsistencias detectadas podrían sumar unos 350.000 votos para Capriles, lo que aunado al voto en el exterior le daría una victoria por unos 140.000 sufragios.

El CNE todavía no ha publicado los resultados finales con el voto en el exterior y las zonas más apartadas del país.

Bytes y papeletas

Cada una de las casi 40.000 máquinas de votación instaladas envía un reporte a un sistema central e imprime al final de la elección un acta con el número de votos y a continuación una lista detallada de los sufragios. Además, la máquina entrega a cada votante un papel con su voto que es depositado en una caja.

La oposición afirma que, en algunos casos, el número de votos registrados en esas actas y el número de votos transmitidos no coinciden, pero dice que la única forma de comprobarlo sería chequeando el resguardo de los votos.

“Esta crisis que hay en el país se resuelve contando voto a voto, así tiene que ser la democracia. La democracia no puede ser esconder una caja“, dijo el martes el gobernador Capriles, preguntándose de qué sirve el comprobante del voto si cuando hay dudas no se abren las urnas.

Maduro inicialmente aceptó hacer el recuento en su primer discurso tras el triunfo, pero luego se retractó asegurando que la auditoría habitual del 54 por ciento de las actas de escrutinio es suficiente, lo que avivó las sospechas opositoras.

“Lo que el Poder Electoral decida en torno a la solicitud que haga la oposición venezolana, nosotros la apoyaremos total y plenamente“, dijo el miércoles el presidente electo.

Fuentes del oficialismo aseguraron a Reuters que el chequeo “voto a voto” reviste grandes dificultades técnicas y que muy probablemente tampoco despejaría todas las dudas al involucrar a muchos actores en un momento de alta tensión política.

“Tomaría semanas culminar el proceso”, dijo una de las fuentes, destacando los problemas técnicos sobre la posibilidad de contar los casi 15 millones de papeletas.

Foto: Boris Vergara / EFE
Foto: Boris Vergara / EFE
Foto: Boris Vergara / EFE
Captura de Twitter @HCapriles

Con información de Globovisión y Reuters.

Comentarios desactivados para esta noticia.

Venezuela » en esta sección

buscador