Publicado el 29 de abr de 2013 8:33 pm |

  comentarios

Foto: AFP / BBC

(Caracas, 29 de abril – Noticias24).- Venezuela atraviesa una pelea post-electoral en medio de una “hiperpolarización” que traspasa la propia versión de la realidad, iniciada a partir de que el ex candidato opositor, Henrique Capriles, se resistiera a reconocer a Nicolás Maduro como presidente electo, hasta tanto no se realizase una exhaustiva auditoría “voto a voto”.

La tensión que se vive, luego de tal exigencia por parte de la oposición venezolana, salta a un escenario aún más crispado en la televisión, siendo los medios de comunicación el ingrediente especial que sazona la escena.

Básicamente, tanto la cadena estatal Venezolana de Televisión (VTV), y la red privada Globovisión, plantean lo mismo sobre su contrario: el primero tilda a la oposición de golpista, mientras que el segundo dibuja al Gobierno como el que busca la violencia.

Los espacios de publicidad “agudizan” la controversia, por medio de imágenes y presuntos montajes con el objetivo de ofrecer un “aterrorizante” retrato de la contraparte.

A continuación un extracto del artículo:

Dos mundos

En los medios oficiales se defiende al Consejo Nacional Electoral y la legitimidad de Nicolás Maduro y el bombardeo contra Capriles es constante. Lo acusan de golpismo y sobre todo de las nueve muertes que, ahora también según la Fiscalía General, se produjeron en el marco de las protestas del día siguiente de la elección.

Para la socióloga y analista de medios Maryclen Stelling “no es que la crispación saltó a los medios, sino que los medios forman parte de la crispación, la reseñan y la alimentan”.

“Hay un juego perverso porque los medios de todo el espectro están al servicio de intereses políticos de dos proyectos de país que se confrontan. En Venezuela, los proyectos no se confrontan desde los partidos sino desde los medios”, le dijo Stelling a BBC Mundo.

Para leer el artículo completo presione aquí