Publicado el 13 de may de 2013 7:23 am |

  comentarios

Foto: Emilio Guzmán / AVN / Archivo

(Caracas, 13 de mayo. Noticias24) – Durante una entrevista realizada por el periodista Mario Villegas en su columna “Puño y Letra”, el politólogo Nicmer Evans, manifestó que “el Psuv y el proceso revolucionario tienen dos opciones: o hay una renovación planificada o habrá una renovación abrupta“.

Al ser consultado sobre si ‘el fanatismo ha contaminado a buena parte de la militancia chavista’, Evans expresó: “Yo hablaría de dos posturas fundamentales en el chavismo: una minoritaria extremista, que puede confundirse con el fanatismo, y la otra, la radical, que es mayoritaria y que permanentemente está buscando asirse a las raíces del proceso revolucionario. Hay otros segmentos dentro del chavismo: la boliburguesía, el chavismo light y los pomagás (rojos por fuera y blanquitos por dentro)”.

Asimismo, envió algunos consejos al presidente Maduro: “Desde el punto de vista comunicacional, es necesario que Nicolás empiece a utilizar su traje y deje de utilizar el de Chávez. Desde el punto de vista político, debe hacer un mayor esfuerzo por consolidar y amalgamar a la base del chavismo a través de procesos de decisión más colectivos. Desde el punto de vista económico, debe empezar a integrar esfuerzos concretos y reales de emprendimientos socioproductivos desde las comunas. Y desde el punto de vista estratégico, debe dejarse ayudar”.

A continuación la entrevista completa:

-¿No es tiempo de que el Psuv se disponga a la renovación de sus autoridades?

-Sin duda. El Psuv y el proceso revolucionario tienen dos opciones: o hay una renovación planificada o habrá una renovación abrupta. La segunda opción podría generar división, mientras que si las actuales autoridades estimulan la planificación de la renovación esto permitiría mantener la unidad.

-¿El riesgo de ser señalado de traidor le ha cortado a usted las alas en su acción crítica y autocrítica?

-No hay ningún riesgo de que me corten las alas sino de que éstas sigan creciendo y fortaleciéndose. Han sido muy pocos los señalamientos de traidor y, por el contrario, la mayoría de las opiniones en relación con una posición crítica ante el proceso han sido muy bien recibidas por las bases del chavismo.

-¿Es un milagro que no lo hayan expulsado del Psuv?

-No. No es un milagro. Mi expulsión del Psuv se ha planteado cuatro o cinco veces pero mi permanencia en la organización demuestra que en el partido existe la crítica y autocrítica.

-¿Ahora su pluma sólo apuntará hacia la oposición, como le pidió Elías Jaua?

-Respeto la recomendación de Elías Jaua, pero mi pluma está comprometida con el chavismo y con el socialismo bolivariano y siempre apuntará a donde sea necesario.

-¿El fanatismo ha contaminado a buena parte de la militancia chavista?

-No. Yo hablaría de dos posturas fundamentales en el chavismo: una minoritaria extremista, que puede confundirse con el fanatismo, y la otra, la radical, que es mayoritaria y que permanentemente está buscando asirse a las raíces del proceso revolucionario. Hay otros segmentos dentro del chavismo: la boliburguesía, el chavismo light y los pomagás (rojos por fuera y blanquitos por dentro).

-¿Qué nuevos consejos le daría hoy al presidente Nicolás Maduro?

-Desde el punto de vista comunicacional, es necesario que Nicolás empiece a utilizar su traje y deje de utilizar el de Chávez. Desde el punto de vista político, debe hacer un mayor esfuerzo por consolidar y amalgamar a la base del chavismo a través de procesos de decisión más colectivos.

Desde el punto de vista económico, debe empezar a integrar esfuerzos concretos y reales de emprendimientos socioproductivos desde las comunas. Y
desde el punto de vista estratégico, debe dejarse ayudar.

-¿Cuánto sumaron los diputados William Ojeda, Hernán Núñez y los artistas que apoyaron a Maduro?

-Sólo sus propios votos. Está demostrado numéricamente que no sólo no sumaron sino que además restaron.

-¿En el Polo Patriótico todos los partidos son iguales pero hay unos más iguales que otros?

-En el Polo Patriótico existe una profunda desigualdad que debe ser corregida para el bien del proceso revolucionario.

-¿Qué debería aprender la oposición del chavismo y viceversa?

-La oposición debería aprender del chavismo la capacidad de interpretar a las mayorías. Y el chavismo no creo que tenga nada bueno que aprender de la oposición en este momento.

-¿Qué debe hacer el chavismo para impedir una derrota en las próximas elecciones municipales?

-Permitir que sin excepciones las bases escojan a los mejores en elecciones directas.

-¿Está más cerca de Maduro o de Diosdado Cabello?

-Formo parte de una corriente que se denomina Plataforma Patria Socialista y que integran Vladimir Acosta, Luis Bonilla, Víctor Alvarez, Gustavo Márquez, Javier Biardeau, la gente de Aporrea y Marea Socialista, entre otros.

-¿Por qué Wilmer Ruperti lo corrió del Canal I?

-Hay que preguntárselo a él. Y en todo caso, no me corrió. Simplemente el programa fue sacado del aire.

“O en el PSUV hay una renovación planificada o habrá una abrupta”
Por: Mario Villegas
mariovillegas100@gmail.com

Twitter: @mario_villegas