×

“Hay sectores que buscan alianzas internacionales para sabotear el avance en la seguridad”

Foto: Ronald Romero/ Noticias24

(Caracas, 28 de mayo. Noticias24) – El secretario técnico de la Comisión Presidencial para el Control de Armas, Municiones y Desarme, Pablo Fernández, expresó que “no es posible que queramos impulsar una política de seguridad y tú veas como le van poniendo palos en la rueda a la posibilidad de avanzar en esto y no solamente dando la alerta, pero aun, buscando alianzas internacionales para sabotear el avance de las políticas de seguridad“.

Video: VTV 28 de mayo de 2012

Fernández aseguró que los planes ejecutados ya comienzan a marcar “un rumbo de transformación positiva. Los indicadores de la criminalidad empiezan a mostrar curvas descendentes y la sociedad venezolana debe celebrarlo. Nosotros siempre pensamos en el 100 por ciento de los venezolanos, sin distingo político, en cambio la derecha concibe la seguridad de otra manera; ellos piensan solo en una élite a costa de la vida y de la garantía de la seguridad del resto”.

“Los indicadores de la criminalidad empiezan a mostrar curvas descendentes”

Cree que es necesario “seguir afianzando el trabajo que se ha hecho durante estos 2 años, en lo que tiene que ver con los controles, la destrucción de las armas incautadas para que no regresen a las calles. Tenemos que avanzar, incluso, en una visión de soluciones a largo plazo”.

“Este modelo se va construyendo desde el enfoque de la prevención e inlusión. Toda la política que se desarrolló en los 14 años de Chávez y la ejecutada por Maduro, está enfocada en lograr la inclusión plena del pueblo, a través de políticas sociales, de la garantía de todos los derechos humanos consagrados en la Constitución”, sostuvo.

Pablo Fernández manifestó que el modelo de seguridad aplicado en venezuela en “época de socialismo, parte de un esquema de valores que no tiene nada que ver con lo que ha sido el devenir histórico de los pueblos, que era bajo el sistema capitalista en el que las políticas de seguridad se aplicaban para mantener controlado al pueblo para que no fastidie”.

“Estamos convirtiendo ese modelo de seguridad represivo, autoritario, absolutamente ligado a los intereses de unas élites políticas y económicas, nacionales y trasnacionales a un modelo de seguridad donde la garantía de la vida y de la dignidad del ser humano está puesta en el centro”, dijo.