Publicado el 10 de jun de 2013 3:37 pm |

  comentarios

Foto: composición Noticias24

(Caracas 10 de junio – Noticias24) Muchos han sido los contratiempos que ha sufrido las relaciones entre Venezuela y Colombia a lo largo de los años. Sin embargo, a partir de la visita del excandidato presidencial Henrique Capriles a Colombia se reavivó la tensión entre ambas naciones.

Luego que el pasado 30 de mayo, el gobernador del estado Miranda se reuniera con el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, las relaciones bilaterales empeoraron. Al respecto, el presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, indicó que “el Gobierno colombiano debería saber que estaba recibiendo a un asesino fascista de más de 11 personas el 15 y 16 de abril y un participante activo en el golpe de Estado de abril de 2002. Eso debían saberlo, porque ellos son muy estudiosos“.

“El Gobierno venezolano y el pueblo de Venezuela rechaza esas atenciones a golpistas, asesinos, fascistas allá en la hermana Colombia”, criticó Cabello. Asimismo, Cabello exigió “respeto a nuestros derechos y que se nos respete como Gobierno, como pueblo y como pueblo legítimo. Es una agresión contra nuestro pueblo“.

“El Gobierno colombiano debería saber que estaba recibiendo a un asesino fascista de más de 11 personas el 15 y 16 de abril”

El presidente de la República, Nicolás Maduro también criticó la visita del líder opositor a la nación neogranadina. “Está bien entendido qué está pasando; (…) hay un giro negativo del presidente Santos hacia una agencia negadora de lo que fueron los acuerdos de Santa Marta y de lo que era la conducta hasta hace unos días atrás”.

Ante este panorama, Capriles se pronunció y explicó que “nosotros vemos lo que está pasando y nos damos cuenta que sí vale la pena esta lucha que se está dando, que va a llegar a donde queremos que llegue, que es el cambio de Venezuela”. Recordó que antes los colombianos iban a Venezuela a buscar oportunidades: “Es increíble como ha cambiado Colombia (…) nuestra Venezuela se nos ha ido quedando atrás, por eso la lucha que estamos dando no es por llegar a la presidencia, es para tener la responsabilidad de poder ser quienes llevemos la bandera del cambio”.

Presuntos planes de desestabilizamiento desde Colombia

Los roces bilaterales no han cesado. El pasado 3 de junio Maduro aseguró en una reunión con el Alto Mando Militar en el Salón Ayacucho del Palacio de Miraflores, en Caracas que “no fue un malentendido convertir Bogotá en centro de conspiración contra nosotros, donde se planifica el asesinato de Diosdado (Cabello), donde se planifica el asesinato y el envenenamiento mío, donde se planifica el asesinato de soldados venezolanos en el Plan Patria Segura”.

Con toda la polémica que ha generado la visita de Capriles a Colombia y la reacción por parte del Gobierno venezolano, el Jefe de Estado de Colombia, Juan Manuel Santos, afirmó que era “descabellado” pensar que su Gobierno pueda estar implicado en alguna conspiración contra el de Venezuela, como afirmó su homólogo venezolano. “Creemos que para el bien de Venezuela y para el bien de Colombia cualquier malentendido lo podemos resolver civilizadamente, con prudencia, por las vías diplomáticas”.

“Creemos que para el bien de Venezuela y para el bien de Colombia cualquier malentendido lo podemos resolver civilizadamente”

De esta manera, Santos confirmó lo dicho por la canciller colombiana, María Ángela Holguín, quien afirmó que el Gobierno trataría los asuntos con Venezuela “de una manera directa y sin micrófonos”. Además enfatizó “vamos a mantener el espíritu de ese acuerdo que hicimos allá en la Quinta de San Pedro Alejandrino (en Santa Marta)”.

El pasado 7 de junio El presidente de la República, Nicolás Maduro, dijo que estaba dispuesto a “recomponer las reglas de juego para relaciones de respeto” con Colombia, pero “sin jueguitos de hipocresía”. Indicó que Luiz Inácio Lula Da Silva, expresidente de Brasil, “ha hecho enlaces” con el presidente Juan Manuel Santos para “una posible conversación cara a cara” entre los mandatarios de Venezuela y Colombia.

“Nosotros estamos dispuestos a recomponer las reglas de juego para relaciones de respeto, sin jueguitos de hipocresía; no acepto jueguitos de nadie. Que lo sepan en Colombia: no acepto jueguitos porque aquí no hay bobos gobernando”.

Sin embargo, pese al posible encuentro entre Maduro y Santos, un nuevo acontecimiento podría empañar nuevamente las relaciones entre ambos países. Este lunes, el ministro de Relaciones Interiores, Justicia y Paz, Miguel Rodríguez Torres ofreció detalles de las dos bandas paramilitares capturadas en los estados Táchira y Portuguesa, días pasados.

“Estas personas que fueron capturadas en nuestro territorio (..) de criminales y paramilitares colombianos”

“Estas personas que fueron capturadas en nuestro territorio pertenecen a dos bandas muy conocidas, de criminales y paramilitares colombianos, inclusive uno de los grupos pertenece a la banda de uno de los más buscados en Colombia, ‘Chepe Barrera’”.

Tal y como lo reseñan los primeros interrogatorios, este conjunto de personas tenían previsto dirigirse a la capital del país para cumplir una misión que se le sería asignada estando una vez en Caracas.

“Cuando empezamos hacer los análisis de conexiones y vemos que en las primeras conversaciones con estos detenidos manifiestan que vienen a Caracas a cumplir unas misiones que ellos desconocen, uniendo a esto la existencia de una caja negra y pensamos como una mente terrorista (pudiésemos deducir) que estos elementos pueden ser utilizados para un falso positivo de un accidente aéreo”.

“El hecho de que ellos tengan como misión Caracas para cometer un hecho que ellos dicen desconocer, nos llama poderosamente la atención y nos crea la suspicacia de qué conexiones políticas pudiesen tener estos señores con elementos de la extrema derecha venezolana. No nos extrañaría que viniesen dentro de esos planes que hemos denunciado constantemente, querer atentar contra la vida del presidente de la República, Nicolás Maduro, o de cualquier otro dignatario del Estado venezolano”.

Tras la información que dio a conocer el ministro de Relaciones Interiores, Justicia y Paz, Miguel Rodríguez Torres sobre la captura de grupos paramilitares en el país, el presidente Nicolás Maduro ratificó que “desde Colombia se conspira contra nuestra Patria”.

El mandatario se pronunció a través de su cuenta Twitter y dijo que es un nuevo ataque de la derecha que “ha coordinado que grupos asesinos vengan a nuestra Patria”.

La tensión entre Colombia y Venezuela sigue aumentando. Con la captura de las nuevas bandas criminales y la presunta responsabilidad que le corresponde a la patria hermana se espera que el Gobierno colombiano aclare toda situación que ponga en duda alguna posible conspiración contra Venezuela.


Por: Ana Mercedes Pérez / Departamento de Investigación /Noticias24

Foto: Twitter

Venezuela » en esta sección

buscador