Publicado el 29 de jun de 2013 2:18 pm |

  comentarios

Foto: EFE

(Caracas, 29 jun EFE).- Profesores, trabajadores y estudiantes de las universidades venezolanas efectuaron hoy concurridas marchas por distintas zonas de Caracas según su apoyo o repudio al Gobierno del presidente Nicolás Maduro, sin que se registraran incidentes.

Ni unos ni otros, y tampoco los cuerpos policiales, efectuaron cálculos sobre el número de personas que secundaron las marchas, por el centro norte capitalino, en el caso de los oficialistas, y por el centro oeste en el de los opositores, aunque participantes en ambas movilizaciones hablaron de “varios miles”.

Las marchas se cumplieron en momentos en que los profesores de algunas casas de estudios superiores se encuentran en huelga desde inicios de mes, entre ellos la pública Universidad Central de Venezuela (UCV), la mayor casa de estudios superiores del país.

La huelga tiene sin clases a un 15 % de los 2,5 millones de estudiantes universitarios del país, según admitió la semana pasada el presidente venezolano.

“No tienen razones presupuestarias ni reivindicativas para mantener el saboteo y suspendidas las clases”.

Maduro sostiene que los huelguistas, profesores que demandan principalmente alzas salariales y que son apoyados por algunos alumnos, “no tienen razones presupuestarias ni reivindicativas para mantener el saboteo y suspendidas las clases”.

El coordinador general de la Federación de Trabajadores Universitarios de Venezuela, Carlos López, reveló en la marcha oficialista que “anoche terminó la negociación” sobre los salarios y que en el caso de los profesores titulares “tienen un aumento de 120 % y de 150 % los profesores instructores, lo que superó todas las expectativas”.

López aseguró en declaraciones a periodistas que el acuerdo fue firmado por los representantes de 3 de las 8 asociaciones de docentes que participaron en las negociaciones, ya que la mayoría “no estará nunca conforme ni con aumentos del 300 %”, sostuvo.

“Estos tienen otra agenda, una agenda que no es la defensa de los profesores” sino la de los partidos de la oposición, “totalmente ajenos a los intereses de los docentes”, aseguró.

El presidente de la Asociación de Profesores de la Universidad Simón Bolívar, Rafael Álvarez, dijo que los docentes defienden “algo más que un salario” y que el Gobierno no negoció con la Fapuv (Federación de Asociaciones de Profesores Universitarios), que aglutina a los 40.000 profesores de las 18 asociaciones regionales.

“Estamos defendiendo la universidad venezolana que conocemos, en la que nos formamos y trabajamos, orientada hacia la defensa de la autonomía, la pluralidad de pensamiento y libertad de cátedra”.

“Estamos defendiendo la universidad venezolana que conocemos, en la que nos formamos y trabajamos, orientada hacia la defensa de la autonomía, la pluralidad de pensamiento y libertad de cátedra”, lo cual no existe en la actualidad, opinó Álvarez.

Lo que gana actualmente un profesor instructor equivale a “poco más de un salario mínimo”, mientras que hace 15 años, al inicio del mandato del fallecido Hugo Chávez, sucedido en abril por Maduro, “ganaba 18 salarios mínimos”, añadió Álvarez y pidió que el Gobierno negocie con los “representantes legítimos de los profesores” y no solo “con sindicatos afectos al oficialismo”.

El coordinador general de la Federación de Trabajadores Universitarios de Venezuela aseguró al respecto que “ya Maduro le dijo al ministro de Educación Universitaria, Pedro Calzadilla, que reciba a los profesores de la UCV, que discutan y dialoguen, que ese es el verdadero camino para lograr la paz universitaria y del país”.

Foto: EFE
Foto: AVN
Foto: Dubraska Suárez / Noticias24
Foto: Dubraska Suárez / Noticias24
Foto: EFE