Publicado el 27 de ago de 2013 1:41 am |

  comentarios

Foto: Prensa Presidencial

(Caracas, 27 de agosto. Noticias24) - Como “irrespetuosa” y “extrañamente sospechosa” calificó, este lunes, el presidente de la República, Nicolás Maduro, las posiciones asumidas por algunos miembros de la oposición en torno a la captura de dos sicarios colombianos quienes tenía planeado atentar contra la vida del Primer Mandatario Nacional.

Video: VTV, 26 de agosto de 2013

El Presidente aseguró haber leído con “cuidado” cada uno de los mensajes emitidos por dirigentes opositores. “Hay una risa extraña, nerviosa, que parece de locos o locas. Señoras y señores de la oposición esa risa de ustedes no es de locas ni de locos, esa risa es de nervios. Realmente quedan muy mal parados frente al país”, expresó.

Posterior al anuncio de captura de los ciudadanos Víctor Johan Gueche Mosquera (22) y Erik Leonardo Huerta Ríos (18), miembros de la banda “Guancho Mosco”, realizado por el ministro para las Relaciones Interiores, Justicia y Paz, Miguel Rodríguez Torres, el Jefe de Estado indicó a través de un mensaje en la red social Twitter que “la reacción inmediata de la derecha frente a las capturas de sicarios me confirma la falta de escrúpulos de estos grupos fascistas”.

Por su parte, el gobernador del estado Miranda Henrique Capriles, calificó el hecho como “un cuento reciclado”. “Tantas necesidades que tiene el pueblo y andan hablando de magnicidio, por favor, nadie se cree ese cuento, hagan algo mientras están allí”, afirmó.

Según Capriles el “pueblo se ríe” de este tipo de anuncios. “El nuevo cuento de magnicidio es un ‘trapo rojo’ para tapar los señalamientos contra el gobierno central”.

Opositores se pronuncian

El anuncio sobre el presunto plan de magnicidio acaparó este lunes la atención de los venezolanos, razón por la cual declaraciones de distintos integrantes de la llamada Mesa de Unidad Democrática no se hicieron esperar. Tal es el caso de Henry Ramos Allup, quien manifestó que “cuando se empiezan a trillar tanto las cosas, ya la gente escucha con desdén. Este es el magnífico número 43 que se anuncia, al final uno nunca ve pruebas tangibles de estas acusaciones”.

De igual modo, el dirigente de Primero Justicia, Julio Borges, publicó un mensaje a través de Twitter, en el cual aseguró que “como no les funcionó el tema de la lucha anticorrupción ahora vienen a tratar de distraer hablando de magnicidio”.

“Infamias de la dictadura”

En una entrevista concedida a la televisora colombiana NTN24, exmandatario colombiano Álvaro Uribe, tildó de “infamias” las denuncias del Gobierno venezolano sobre su participación en un supuesto plan de magnicidio contra Nicolás Maduro.

Al solicitársele una reacción ante tales acusaciones, Uribe expresó que prefería “hablar de temas importantes y no de infamias de la dictadura”.

Reaparece la sombra de un presunto magnicidio

Desde que Hugo Chávez llegara al poder en 1999, varias fueron las oportunidades en las que se habría intentado atentar contra su vida. En 2006, durante la campaña presidencial en la que Chávez consiguió la reelección, el propio mandatario informó sobre un plan de magnicidio que se concretaría en Zulia, en este caso no hubo detenidos, los responsables habrían partido a Colombia.

Las teorías de conspiraciones en su contra acompañaron a Chávez hasta el día de su fallecimiento, cuando horas antes de conocer la noticia de su muerte Nicolás Maduro aseguró que al Jefe de Estado le inocularon el cáncer que padecía. Estas mismas tesis no dejan de repetirse en el Gobierno de Maduro.

En mayo de este año, Maduro acusó directamente a Uribe, Roger Noriega y Otto Reich de planificar una estrategia para derrocarlo y “desaparecerlo” físicamente.

No son pocas las aseveraciones que también ha hecho Diosdado Cabello, quien en julio pasado anunció que presentarían al país “pruebas contundentes de intento de magnicidio contra Nicolás Maduro y este humilde servidor”.

Lo dicho hoy por Rodríguez Torres constituye una de las denuncias de mayor “gravedad y seriedad”, parte de una “conspiración internacional” para matar a Maduro y Cabello.