Publicado el 30 de ago de 2013 4:44 pm |

  comentarios

Foto:Stan Honda / AFP / Archivo

(Caracas, 30 de agosto – Reuters).- La agencia Standard & Poor’s mantuvo el viernes su calificación para la deuda soberana de Venezuela en moneda extranjera en “B”, ante el escenario de polarización política, presiones en los activos externos y medidas económicas erráticas que no han prevenido el deterioro fiscal.

S&P también dijo que mantuvo el panorama crediticio en “negativo”, dado el “frágil” entorno que aún mantiene el país, a pesar de que el Gobierno de Nicolás Maduro emprendió medidas financieras pragmáticas, como la negociación con sectores privados, ante la alta inflación y escasez.

En junio, la agencia calificadora rebajó la nota del país petrolero a “B” desde “B+”.

“Una aguda polarización, políticas económicas erráticas que han exacerbado tanto la dependencia del país a los precios petroleros, como el debilitamiento de la liquidez en moneda extranjera, constituyen las principales limitaciones de la calificación de Venezuela”, dijo la agencia.

La calificación de S&P se mantiene en línea con la nota “B2″ de Moody’s y un escalón por debajo del “B+” de Fitch Ratings. Tanto Moody’s como Fitch tienen perspectivas negativas para la calificación.

Como se recordará en el mes de junio, S&P había rebajado la nota de la deuda soberana de Venezuela de “B+” a “B”, a raíz de los “desafíos más grandes” que enfrenta el país por la polarización política y el empeoramiento de las condiciones económicas.

Con información de AFP

Comentarios desactivados para esta noticia.

Venezuela » en esta sección

buscador