X

Fotos

En fotos: Mariano Rivera se despidió del Yankee Stadium en el último juego de su carrera

Foto: AFP

(Nueva York, 27 septiembre. AFP).- El panameño Mariano Rivera, el relevista más seguro de todos los tiempos en el béisbol de Grandes Ligas, dijo adiós este jueves al Yankee Stadium entre aplausos del público, de sus compañeros y de sus rivales, al jugar su último partido con el uniforme de los Yankees.

Rivera, de 43 años, salió del montículo en el noveno inning, con dos outs y tras haber retirado a cuatro bateadores seguidos, en la derrota de los Yankees de 4×0 ante Rays de Tampa Bay.

Con lágrimas en los ojos, «Mo» Rivera se abrazó a sus compañeros en el montículo, mientras los 48.675 aficionados en el Yankee Stadium le vitoreaban y los jugadores de Tampa Bay le aplaudían.

Sólo que en vez de ser el mánager Joe Girardi quien fue al montículo para cambiarlo por un relevista, lo hicieron sus compañeros de varias Series Mundiales, Derek Jeter y Andy Pettitte.

Con lágrimas en los ojos, «Mo» Rivera se abrazó a sus compañeros en el montículo, mientras los 48.675 aficionados en el Yankee Stadium le vitoreaban y los jugadores de Tampa Bay le aplaudían.

Alex Cobb (11-3) lanzó un gran partido de sólo tres hits permitidos para anotarse la blanqueada y asegurarle a Tampa Bay su séptimo triunfo seguido y encabezar la contienda por el comodín de la Liga Americana.

Por los Rays, el designado Delmon Young conectó jonrón y Evan Longoria bateó de 4-2 con tres remolques.

En Atlanta, Jason Heyward conectó un jonrón entre sus cinco imparables, y los Bravos doblegaron 7×1 a los Filis de Filadelfia para mantenerse delante en su pelea con los Cardenales de San Luis por la ventaja de localía en los playoffs.

Cuando restan tres juegos de la temporada regular, Atlanta y San Luis tienen idéntico récord de 94 victorias y 65 derrotas, pero los Bravos ganaron las series de temporada a Cardenales, por lo que ganarían el primer lugar de la Liga Nacional si ambos equipos terminan con el mismo balance.

El novato David Hale (1-0) obtuvo su primera victoria en la segunda apertura de su carrera en las Grandes Ligas, luego de permitir una carrera en seis entradas, con cinco ponches.

En Baltimore, el lanzador mexicano Miguel González permitió sólo dos hits en siete entradas y Matt Wieters despachó un cuadrangular, para que los Orioles de Baltimore se impusiera 3×2 a los Azulejos de Toronto.

González (11-8) toleró una carrera, que fue sucia, ponchó a cinco y dio una base por bolas. Jim Johnson sacó los tres outs del noveno y obtuvo su 48º salvamento para consolidarse en el liderazgo de la Liga Americana.

En San Diego, un sencillo del venezolano Alexi Amarista en el undécimo inning remolcó la carrera del triunfo de 3×2 de los Padres de San Diego sobre los Diamondbacks de Arizona.

En otro resultado, Scooter Gennett remolcó con sencillo dos de las cuatro carreras del segundo inning que ayudaron a los Cerveceros de Milwaukee a imponerse 4×2 a los Mets de Nueva York.

El toletero de los Mets David Wright fue golpeado en el casco por un lanzamiento del abridor Johnny Hellweg con dos outs en el tercer inning. El antesalista de los neoyorquinos cayó de rodillas al terreno, pero tras levantarse salió del partido por sus propios pies.

Los Mets llenaron las bases en ese episodio, pero no pudieron anotar.

En Chicago, Jeremy Guthrie lanzó efectivo por siete episodios y David Lough bateó un jonrón de dos carreras para que los Reales de Kansas City ganaran 3×2 a los Medias Blancas de Chicago.

Los Reales, que al perder el miércoles 6×0 ante Seattle habían quedado eliminados de los playoffs, sellaron su mejor desempeño desde 1993 al terminar con 84 victorias.

Foto: AFP

Foto: AFP

Foto: AFP

Foto: AFP

Foto: AFP

Foto: AFP

Foto: AFP

Foto: AFP

Foto: AFP

Foto: AFP

Foto: AFP

Foto: AFP

Foto: AFP

Foto: AFP

Foto: AFP

Foto: AFP