X

Gastronomía

La esencia del chocolate va más allá de ser afrodisíaco

Foto: Archivo

(Caracas, 26 de marzo. Noticias24).- El chocolate se ha caracterizado por incentivar las hormonas sexuales. Se cuenta que para el siglo XVIII, a las monjas de México se les tenía prohibido comer este dulce porque la comunidad católica lo consideraban muy estimulante.

Según una encuesta realizada en el 2012, a las empresas chocolateras Today y Match.com, se encontró que el 40% de las mujeres solteras preferirían dejar el sexo que su comida favorita durante un año.

¿Comida preferida? Si, muchas mujeres catalogan como comida preferida al chocolate. Sin embargo, el chocolate se ha catalogado por funcionar como elemento que mejora la vida sexual en las personas.

La comparación entre sexo y chocolate se reduce a la ciencia: el chocolate oscuro contiene un compuesto llamado feniletilamina (FEA), que libera las mismas endorfinas que el sexo desencadena en los centros de placer del cerebro. Aunque no existe ninguna evidencia de que la FEA en el chocolate pueda imitar los mismos placeres de hacer el amor.

Otro estudio para el año 2006, la revista Journal of Sex Medicine, publicó un informe acerca de unos investigadores que encontraron en las mujeres que comían chocolate experimentaban más deseo sexual y mayor placer sexual y desempeño a diferencia de aquellas que no consumían productos de cacao.

Asimismo, señalaron que los que comían regularmente chocolate solían ser mujeres más jóvenes; y cuando ajustaron por edad, parecía no haber correlación entre el consumo de chocolate y el placer sexual.

Pesé a estos estudios se podría decir el concepto del chocolate como un afrodisíaco o reemplazo del sexo, no se respalda de ninguna base.

Sin embargo, los consumidores del chocolate no necesitan preocuparse. Los expertos de salud concuerdan en que lo que es bueno para el corazón es bueno para la vida sexual; entonces comer chocolate a menudo es así.

Por otra parte, la maestra en Ciencias y dietista registrada, Caroline Kaufman, afirma que “el chocolate oscuro fue vinculado con menor presión arterial, un riesgo reducido de diabetes y una función mejorada de los vasos sanguíneos”.

De acuerdo con Kaufman, el cacao y el chocolate son ricos en flavonoides, compuestos naturales y saludables también encontrados en el té, vino, moras y muchas plantas, que aumentan la circulación sanguínea y ralentizan la oxidación de colesterol LDL “malo”. Esto, a cambio, puede aumentar los niveles de energía y resistencia; los efectos positivos que te recompensarán agradablemente en tu vida sexual.

En relación a cuáles son los chocolate que se pueden comer y qué tipo, Kaufman recomienda el chocolate oscuro que tiene un contenido de cacao de 70% o más, y sugiere comer entre 28,3 y 42,5 gramos diariamente.

Con información de Upwave.com