X

Gastronomía

Tres maravillosas y balanceadas recetas a base de huevo

Foto: Composición Noticias24

(Caracas, 15 de agosto. Noticias24) – Ayer se celebró el día mundial del huevo, o como decían nuestras abuelas «postura de gallina», para celebrarlo, les ofrecemos tres recetas para una dieta saludable.

Crema de brócoli con huevo escalfado

Foto: gastronomia&cia

Las cremas de verduras siempre son un entrante reconfortante en los días fríos, esta receta además se hace en poco tiempo, porque el brócoli no requiere de mucha cocción, y los huevos escalfados aún menos. Así que sea para tomar a mediodía o para hacer una cena rápida cuando lleguéis a casa, no tendréis excusa para comer algo casero y recién hecho.

Ingredientes (4 comensales)

Para la crema de brócoli
1 brócoli grande (o 2 pequeños), 250 gramos de leche, 2 dientes de ajo, c/n de pimienta negra recién molida, 25 gramos de aceite de oliva virgen extra, c/n de sal.

Para acompañar
1 ramillete pequeño de brócoli, 4 huevos, sal en escamas ahumada, aceite de oliva virgen extra.

Elaboración

Lava el brócoli y córtalo en ramilletes reservando el necesario para la guarnición de la crema. Pon el brócoli a cocer al vapor añadiéndole una pizca de sal.

Mientras tanto, pon una sartén con un poco de aceite de oliva virgen extra a calentar, pela los dientes de ajo y lamínalos, y separa los ramilletes de brócoli reservados en flores pequeñas. Saltea el brócoli y el ajo intentando que no se mezclen demasiado porque el ajo es para incorporar a la crema.

Cuando el brócoli esté cocido, ponlo en un recipiente apropiado para triturarlo, a unos 750 gramos de brócoli cocido añade la leche, el ajo frito (reservando unas láminas para decorar), pimienta negra recién molida al gusto y el aceite de oliva virgen extra.

Tritura hasta obtener una crema fina y homogénea. También se puede añadir una parte de nata o de leche evaporada si se quiere que quede más cremoso, aunque ya queda suficiente cremosa con la leche.

Prepara los huevos escalfados, puedes hacerlos envolviéndolos en film transparente si te da más confianza de conseguir la clara cuajada y la yema líquida.

Acabado y presentación

Sirve la crema de brócoli caliente y en el centro de cada plato coloca el huevo escalfado, también caliente. Reparte a su alrededor las flores de brócoli , coloca sobre el huevo las láminas de ajo reservadas y si lo deseas. Para terminar, añade un poco de sal en escamas sobre el huevo y riega con un hilo fino de aceite de oliva virgen extra todo el plato. ¡Buen provecho!

Espaguetis de calabacín con huevo y jamón

Foto: gastronomia &cia

Estos espaguetis de calabacín con huevo y jamón, son una delicia y además ligera. Los espaguetis de calabacín los salteamos muy brevemente, el huevo lo cocinamos a la plancha (quien prefiera freírlo, puede hacerlos), y sólo resta condimentar al gusto. Esperamos que te animes a probar los Courgetti con huevo y jamón.

Ingredientes (4 comensales)

2 calabacines, 1 diente de ajo, pimienta negra recién molida, 4 huevos, 40-50 gramos de jamón serrano o curado en daditos, c/n de aceite de oliva virgen extra, c/n de sal, c/n de sichimi togarashi.

Elaboración

Para cortar los calabacines en espaguetis, en primer lugar lávalos bien y después pásalos por el espiralizador. Si no dispones de este utensilio, puedes cortar láminas muy finas de calabacín en la mandolina y después con el cuchillo cortarlas en finos espaguetis, el resultado será parecido, pero no igual.

Prepara una sartén grande para saltear muy ligeramente el calabacín, pon un poco de aceite de oliva virgen extra y el ajo finamente picado, cuando éste haya soltado su sabor, saltea los espaguetis de calabacín salpimentados al gusto, no te excedas para que mantenga una textura ligeramente crujiente.

Por otro lado, cocina los huevos individualmente en una sartén con un poco de aceite de oliva virgen extra, de este modo se cocinarán a la plancha. Para facilitar que la parte superior de la clara se cuaje pon una tapa, pero controlando que no se pase y se cueza la yema también, ésta debe quedar fluida.

Acabado y presentación

Sirve como base en los platos los espaguetis de calabacín o courgetti, corónalos con el huevo y el jamón, condimenta el huevo con sal y si lo deseas añade un poco de shichimi togarashi. Para terminar adereza con unas gotas de aceite de oliva virgen extra. ¡Buen provecho!

Shakshuka con berenjena y kimuchi

Foto: gastronomia&cia

En este caso os presentamos un Shakshuka con berenjena y kimuchi, o dicho de otra forma, unos huevos escalfados con salsa de tomate y verduras, y un toque picante.Y volviendo al nombre de este plato, os recordamos que se trata de una elaboración tradicional de la gastronomía árabe.

Ingredientes (4 comensales)

1 cebolla pequeña, 4 dientes de ajo, 1 pimiento rojo, 1 berenjena pequeña, 700 gramos de tomates pera maduros, 40-60 gramos de salsa kimuchi, 1 hoja de laurel, 1 c/c de comino, 1/2 c/c de pimienta negra, 1 c/c pimentón dulce o paprika, 1 c/s de azúcar, c/n de sal, aceite de oliva virgen extra, 100 gramos de jamón serrano en daditos, 4 huevos.

Elaboración

Prepara las verduras, pela la cebolla y pícala en brunoise, pela los dientes de ajo y pícalos en láminas finas. Retira el pedúnculo, las hebras y las semillas del pimiento morrón y córtalo en tiras finas. Lava bien la berenjena y córtala en daditos, ponla con un poco de sal en un colador y déjala sudar unos 10 minutos, después enjuágala. Pela los tomates y trocéalos.

Pon una cazuela amplia a calentar con un chorro de aceite de oliva virgen extra, pocha a fuego lento la cebolla, los ajos, el pimiento y la berenjena, hasta que la verdura esté tierna. Entonces incorpora los tomates, la salsa kimuchi, el laurel, el comino, la pimienta negra, el pimentón dulce, el azúcar y sal al gusto, pero con moderación porque después se añadirá el jamón.

Sube el fuego y cuando empiece a burbujear bájalo casi al mínimo, cocina a fuego lento, sin tapar, y removiendo de vez en cuando, hasta que el tomate esté cocinado y el agua de vegetación se haya evaporado casi en su totalidad.

Antes, añade los dados de jamón, los huevos y una pizca de sal sobre ellos, para que se escalfen en la misma sartén, tapa la cazuela para que la clara cuaje, y destapa en un minuto o menos para que la yema quede fluida, el tiempo para que el huevo esté escalfado puede variar. Quien prefiere la yema cuajada lo puede hacer manteniendo tapado más tiempo.

Acabado y presentación

Sirve los huevos escalfados con la salsa de tomate, verduras y kimuchi en los platos en cuanto retires la cazuela del fuego para evitar que los huevos se sigan cocinando. Puedes añadir un poco de cilantro picado si lo deseas. Acompaña este plato con un buen pan y ¡buen provecho!

contenido seleccionado de gastronomía & cia por:
Julio C. Alcubilla B./ Noticias 24