Exquisita tarta de queso con higos (+receta)

Foto:lacocinafrancesa

(Caracas, 27 de junio. Noticias24) – La tarta de queso con higos es uno de los postres más típicos de la gastronomía en muchos países. Debido a su sencillez, se trata de un postre muy sencillo de preparar, por lo que es perfecto para las personas que apenas disponen de tiempo para cocinar. Además, las combinaciones posibles de ingredientes son diversas, dándole a cada tarta de queso un sabor distinto y delicioso.

Ingredientes para 4-6 personas:

Para la base del pastel

– 100g de galletas oreo trituradas
– 50g de mantequilla sin sal

Para el relleno

– 250g de queso mascarpone o un queso cremoso
– 1x pote de higos confitados en almíbar
– 100ml de nata o crema de leche
– 80g de azúcar
– 4x hojas de gelatina

Preparación

Elaboración de la base de la tarta

Para la base de la tarta se ha utilizado galletas oreo, pero se puede sustituir por las que más te gusten, Si las compras enteras, hay que utilizar solo la galleta (sin el relleno)

1 – Machacar las galletas en el recipiente de la trituradora o las disponemos entre dos plasticos de cocina (papel film) y les pasamos un rodillo por encima varias veces.
2 – Derretir a fuego lento la mantequilla en una sartén y la mezclamos bien con la galleta oreo triturada hasta que tengamos una masa consistente y compacta.
3 – Formar una bola y disponer en un molde presionando poco a poco hacia fuera para formar la base del pastel. Cubrimos con papel film y reservamos en la nevera mientras hacemos el relleno del pastel.

Te puede interesar: El Aligot, una exquisitez francesa realmente fácil y económica (+receta)

Elaboración del relleno

1 – Escurrir los higos con un colador, reservar el almíbar por un lado y los higos por otro. Poner las hojas de gelatina en agua fría para que se hidraten.
2 – Cortar en trocitos pequeños los higos, reservando uno o dos de ellos para la decoración, o los utilizamos todos y decoramos con frescos si tienes.
3 – Poner 75ml del almíbar de los higos en una cazo. Llevar a ebullición, retira del fuego y dejar que se enfríe durante 30 segundos. Agregar la gelatina escurrida y remover hasta que se disuelva por completo.
4 – En un cuenco grande batir ligeramente el queso mascarpone hasta lograr una crema. Montar la nata con el azúcar hasta que este bien firme y con mucha suavidad mezclarla con el queso cremoso. Seguidamente incorporamos esta mezcla a la gelatina que tenemos disuelta con el almíbar. 5 5 – Agregar por último los higos cortados en trocitos y mezclar de nuevo suavemente para que se repartan uniformemente.
6 – Sacar el molde de la nevera y vertemos este relleno sobre la base de galleta oreo, alisamos la parte superior con una cuchara o espátula humedecida en agua. Tapar con papel film y dejar en la nevera toda la noche o un mínimo de 5 horas.

Para desmoldar la tarta de queso, mojar una espátula de metal delgado o un cuchillo en agua muy caliente, secar rápidamente e introducir con mucho cuidado la espátula entre el pastel de queso y los lados del molde. Soltar el resorte y levantar los lados del molde. Introducir la espátula bajo el pastel para aflojarlo un poco de la base y seguidamente lo pasamos al plato.

Decorar con los higos enteros reservados o higos frescos.

Seleccionado por: Julio César Alcubilla Bonnet/Fuente: cocinafrancesaNoticias24