X

Internacionales

Deslizamiento de tierra bloquea uno de los túneles viales más largos de Perú

Foto: Twitter

(Caracas, 30 de enero. Noticias24).- Un deslizamiento de tierra tiene bloqueado desde hace una semana el túnel de Yanango, el tercer paso subterráneo vial más largo de Perú, cuya estructura causó daños en la bóveda de esa infraestructura, según reportó este miércoles Provías, el ente gubernamental encargado de la red de vías nacional.

Lea también: Naufragio dejó cuatro migrantes muertos y 26 desaparecidos tras naufragio en Colombia

El túnel tiene más de un kilómetro de longitud y se encuentra en la céntrica región de Junín, bajo la cordillera de los Andes, como parte de la Carretera Central, la única vía asfaltada que comunica la capital Lima con el centro del país.

La perforación hecha en la roca pasa cuarenta metros por debajo del río Yanango, entre las ciudades de Tarma y San Ramón, y fue inaugurada hace menos de tres años por el expresidente Ollanta Humala.

El deslizamiento de grandes dimensiones provocó el desprendimiento de parte del revestimiento de cemento de la bóveda del falso túnel, pero no de la estructura principal del túnel, según detalló Provías Nacional.

El falso túnel se encuentra al ingreso del propio túnel y consiste en una malla con revestimiento de cemento cuyo propósito es proteger el túnel ante los deslizamientos que suelen producirse en el sector.

Tras varias jornadas de limpieza de escombros y trabajos con maquinaria pesada se pudo restablecer parcialmente el tráfico por caminos alternos.

Los vehículos circulan desde la noche del martes por un camino habilitado sobre la superficie de la montaña, que va paralelo al túnel y atraviesa el antiguo puente que se usaba antes de que estuviera construido el paso subterráneo, mientras que el tránsito pesado pasa por encima de un badén hecho encima del río Yanango.

Los deslizamientos de tierra, conocidos en Perú con el término quechua «huaycos», son habituales en los Andes durante la temporada de lluvias, que va de octubre a mayo, por el agua acumulada en las laderas de las montañas.

Con información EFE.