X

Internacionales

Mueren 17 personas por inundaciones en la ciudad iraní de Shiraz

Foto:eldiario

(Caracas, 25 de marzo. Noticias24).- Al menos 17 personas murieron hoy y decenas resultaron heridas en la ciudad de Shiraz, en el sur de Irán, por las inundaciones provocadas por las lluvias torrenciales que tienen ya en alerta a todo el país.

Lea también:Lufthansa cancela unos 20 vuelos en Alemania por problemas de software   

El director de los Servicios de Emergencia de Irán, Pir Hosein Kolivand, informó a la agencia oficial Irna de que las inundaciones causaron también heridas a 74 personas.

Las imágenes difundidas en las redes sociales muestran un torrente de agua arrastrando numerosos coches en Shiraz, que algunos medios cifraron en dos centenares.

A la zona fueron enviados un autobús médico y 16 ambulancias para ayudar a la gente atrapada por las lluvias y en los vehículos, según Kolivand.

El agua anegó también gran parte de la ciudad e incluso el histórico bazar de Vakil, uno de los puntos más turísticos.

Las inundaciones también afectaron hoy a las provincias de Kerman, Juzestán, donde se desbordó el río Arvand anegando numerosas viviendas, Ilam y Lorestán, donde falleció al menos una mujer.

La Organización Meteorológica del país advirtió de que la precipitación en las próximas 24 horas en Juzestán será de tres dígitos y es muy probable que se desborden otros ríos de la provincia.

También en la capital, Teherán, la lluvia es intensa y la Compañía Regional de Agua indicó que hay posibilidad de inundaciones por el desbordamiento de ríos o embalses.

Por ello, las autoridades iraníes pidieron a los ciudadanos que permanezcan en sus casas, no viajen ni acampen cerca de la costa o de los ríos, y que incluso no toquen la bocina de los coches en la montaña por la posibilidad de avalanchas.

El presidente, Hasan Rohaní, ordenó hoy además a todos los gobernadores provinciales y demás autoridades locales que permanezcan en sus puestos y estén preparados para gestionar posibles crisis derivadas de las inundaciones.

Todo el país se encuentra ahora en alerta, después de que en los últimos días murieran por las inundaciones nueve personas en las provincias septentrionales de Mazandaran, Golestan y Jorasán del Norte.

En esas zonas, todavía inundadas, miles de casas han quedado destruidas y los daños en las viviendas, infraestructuras y en los terrenos agrícolas son millonarios.

El líder supremo iraní, Ali Jameneí, ordenó hace dos días al jefe del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas, Mohamad Baqerí, que envíe más equipos para auxiliar a los decenas de miles de afectados por las inundaciones.

Con información de AFP