X

Internacionales

AI denuncia “alarmante” ola de homicidios atribuidos a la policía dominicana

SANTO DOMINGO (AP) — La policía dominicana ha ejecutado a más de 150 personas en supuestos intercambios de disparos en el 2011, mientras que cada año alrededor del 15% de los homicidios son responsabilidad de policías, según un informe de Amnistía Internacional (AI).

“El número es alarmante”, denunció el miércoles Javier Zúñiga, asesor especial de AI, al presentar en República Dominicana el informe “Cállate si no quieres que te matemos”.

La investigación registra torturas, desapariciones forzadas y ejecuciones extrajudiciales cometidas presuntamente por la policía dominicana.

Zúñiga lamentó que, pese a que la situación ha sido documentada por la prensa y los organismos de derechos humanos locales desde la década de los años noventa, las autoridades policiales muestran “una negativa a reconocer el problema” y las medidas desde el gobierno han sido tímidas.

Recordó que la reforma policial de la década pasada que no eliminó la estructura militar de la institución ni erradicó las ejecuciones, las desapariciones forzadas de personas y las torturas por parte de los agentes.

Las ejecuciones extrajudiciales también han sido documentadas por el Departamento de Estado estadounidense en su informe anual de derechos humanos.

“Si no hay acción desde la dirección de la policía (para erradicar las violaciones), parece que se quiera que sucedan”, destacó Zúñiga.

El jefe de la policía, José Armando Polanco, había advertido la semana pasada que no se reuniría con los representantes de la organización humanitaria Aministía Internacional, a menos el informe incluyera también la lista de policías abatidos en enfrentamientos con delincuentes.

Zúñiga consideró que como primer paso “tiene que haber un reconocimiento público de que hay un problema y debe haber una política sistemática para resolverlo”.

La investigación de AI muestra, con base en datos de la Procuraduría General, policía y entrevistas a víctimas o sus familiares, que el 15,38% de los 13.899 homicidios registrados entre 2005 y 2010 corresponde a muertes a manos de policías. De 2007 a 2010, los agentes hirieron a 4.354 personas.

Entre enero y julio de este año, las 154 ejecuciones por parte de agentes representaron el 10,58% de los 1.456 homicidios, mientras que entre 2005 y 2010 murieron 354 policías en el cumplimiento de sus funciones.

Ante la inminente publicación del informe de AI, la policía informó la semana anterior en un comunicado que entre enero y octubre de este año murieron 55 policías y militares en choques con delincuentes y otros 170 resultaron heridos “lo que demuestra la agresividad y alto nivel de violencia” de los criminales.

Chiara Ligouri, quien coordinó la investigación de AI, cuestionó que el Ministerio Público pocas veces concluye las pesquisas sobre ejecuciones perpetradas por uniformados y se quedan sólo con el informe policial, además de que las familias de las víctimas generalmente nunca reciben ninguna indemnización.

El fiscal del Santo Domingo, Alejandro Moscoso, detalló que sólo entre 2008 y 2011 esa institución sometió ante los tribunales a 176 policías y militares por su participación en homicidios y otros crímenes.

Ligouri sostuvo que en la mayoría de ocasiones la policía asegura que se trata de muertes en intercambios de disparos entre agentes y supuestos delincuentes.

“A través de la culpabilización real o ficticia del muerto, se le da cierta legitimidad a la ejecución”, comentó Zúñiga.

Manuel María Mercedes, presidente de la Comisión Nacional de Derechos Humanos, lamentó en entrevista con The Associated Press que las muertes en los supuestos intercambios de disparos representan una “justificación de la pena de muerte en un país donde constitucionalmente no existe” esa condena.