X

Internacionales

Santos dice que buscará la paz en Colombia “por las buenas o por las malas”

Foto: LUIS ROBAYO / AFP

El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, aseveró este martes que la operación militar del pasado viernes, en la cual resultó muerto el jefe de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc), Alfonso Cano, “era lo correcto, porque es necesario buscar la paz en este país, y la paz la conseguiremos por las buenas o por las malas”.

Santos se refirió al tema luego de ser interrogado por un periodista del diario ecuatoriano El Comercio, quien le preguntó si sus colegas de la Comunidad Andina -bloque integrado por Bolivia, Perú, Ecuador y Colombia- “le habían felicitado por la acción en la que fue abatido Alfonso Cano”.

“Igual como yo no hago regalos para que me den las gracias, no emprendemos acciones para que los demás gobiernos nos feliciten”, enfatizó el mandatario antes de agregar que el enfrentamiento armado en su país “es un problema de los colombianos que vamos a resolver los colombianos. Si necesitamos ayuda de nuestros vecinos, la pediremos”.

Este martes se efectuó la segunda reunión extraordinaria de la Comunidad Andina en Bogotá, la capital colombiana, encuentro con el que se persigue relanzar el grupo para fortalecer la región en medio de un escenario de crisis económica mundial.

Ministro de defensa colombiano reitera a guerrilla FARC que se desmovilice

El ministro de Defensa de Colombia, Juan Carlos Pinzón, reiteró hoy que la desmovilización es un “acto de valentía y no de cobardes” e invitó a integrantes de las FARC reincorporarse a la vida civil.

La muerte del jefe máximo de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), Guillermo León Sánz, verdadero nombre de “Alfonso Cano”, según Pinzón, debe servir de “reflexión” para que los rebeldes desistan de su lucha y “piensen en su familia, su bienestar y en el bien del país”.

“Cano”, de 63 años, un antropólogo que se lanzó a la lucha armada a finales de la década de los setenta, murió el pasado 4 de noviembre en una acción especial de las Fuerzas Militares en las montañas del departamento del Cauca (suroeste), tras años de inteligencia y seguimientos.

El alto cargo advirtió, en un diálogo con corresponsales extranjeros en su despacho en Bogotá que, no es posible “evadir la acción del Ejército”.

“No tiene sentido vivir en la zozobra y el miedo”, aseveró el ministro, quien constató que son decenas los guerrilleros que se han desmovilizado por los maltratos a los que son sometidos por parte de sus superiores.

“La situación que pasa allá dentro debe ser muy crítica”, consideró el titular de defensa colombiano, al referirse a los insurgentes que han decidido delatar a sus jefes e informar a las autoridades sobre su paradero.

Al aludir a la operación “Odiseo”, en la que murió “Alfonso Cano”, el ministro colombiano recalcó que “es importante no tomar una actitud de triunfalismo” y que a partir de ahora identificarán “todas las oportunidades que la inteligencia logre recaudar”, puesto que “la guerrilla ha ido perdiendo su capacidad de mando y control”.

Pinzón se abstuvo de vaticinar quién podría ser el sucesor del máximo comandante de la principal guerrilla colombiana.

“No sé a quien van a colocar y a estas alturas no nos importa”, remarcó el alto funcionario, quien agregó que “el cabecilla anterior será irremplazable”.

Sin embargo, pronosticó que “quien llegue va a estar más preocupado por andar corriendo que por darle un direccionamiento a esa organización” rebelde.

Ante la posibilidad de que Luciano Marín Arango, alias “Iván Márquez”, y Rodrigo Londoño Echeverri, más conocido como “Timochenko”, sean los sucesores en la comandancia general de esta guerrilla, Pinzón, aseguró que “no tienen ningún lugar seguro, ya que la cooperación con los países vecinos ha aumentado”.

Distintos medios y autoridades en diversas ocasiones han señalado que tanto “Márquez” como “Timochenko” se encontrarían en una zona limítrofe entre Colombia y Venezuela.

Pinzón nuevamente felicitó al Ejército colombiano por la operación “Odiseo” en la que murió “Cano”.

Para el ministro de Defensa, estas “Fuerzas Armadas son de primer nivel” y señaló que en esta ocasión no contaron con ayudas internacionales, pues fue una “operación perfectamente planeada” y “ciento por ciento hecha en Colombia”.

Con información de AVN y EFE