Jefe de talibanes paquistaníes, Hakimullah Mehsud, murió en un ataque de drones de EE UU

Foto: Reuters

(ISLAMABAD, 1 noviembre. Reuters) Un ataque con un avión no tripulado estadounidense causó la muerte del líder de los talibanes paquistaníes, según dijeron fuentes a Reuters, en la última incursión contra el grupo extremista más temido de Pakistán.

Hakimullah Mehsud, quien tenía unos 35 años y era uno de los hombres más buscados de Pakistán, ha sido dado por muerto en varias oportunidades.

Pero en la tarde del viernes, fuentes de inteligencia, del Ejército y militantes del país confirmaron que el líder talibán murió en el ataque, que tuvo lugar en la convulsionada región de Waziristán del Norte.

“Podemos confirmar que Hakimullah Mehsud murió en el ataque con un avión no tripulado”, dijo un funcionario de seguridad de alto rango.

Más tarde, los talibanes paquistaníes confirmaron que Mehsud había muerto, según fuentes de inteligencia local y de los talibanes.

“El funeral de Hakimullah Mehsud está previsto para las 15.00 horas (del sábado) en Miranshah”, dijo una fuente de inteligencia, en referencia a la principal ciudad de la región.

Los talibanes paquistaníes de Mehsud están compuestos por distintos grupos militantes, que son aliados de los talibanes afganos.

Mehsud asumió a cargo de los talibanes paquistaníes en agosto de 2009 después de que un ataque con aviones no tripulados provocara la muerte del líder anterior, que era su mentor.

Cuatro funcionarios de seguridad confirmaron su muerte a Reuters. Su guardaespaldas y su conductor también murieron, afirmaron.

“Entre los muertos, que se cuentan en grandes números, está el guardaespaldas personal de Hakimullah, Tariq Mehsud, y su conductor Abdullah Mehsud, dos de sus personas más cercanas”, dijo una fuente de inteligencia, que agregó que al menos hubo otros 25 muertos en el ataque.

No hubo comentarios oficiales del Gobierno.

Más temprano, fuentes regionales dijeron que aviones no tripulados habían lanzado cuatro misiles en un complejo en Danda Darpa Khel, un pueblo ubicado a unos cinco kilómetros de la capital regional de Miran Shah, dejando al menos cuatro muertos.

Waziristán del Norte es un bastión de la insurgencia talibana y comparte su frontera con Afganistán.

Estados Unidos ofreció cinco millones de dólares por la captura de Mehsud, después de que apareció en un video de despedida con un atacante suicida jordano que mató a siete empleados de la CIA en una base de Afganistán en 2009.

Fiscales estadounidenses lo han acusado de estar involucrado en el ataque.

La muerte de Mehsud es el último de una serie de reveses para los talibanes paquistaníes. Un ataque con aviones no tripulados provocó la muerte del segundo de Mehsud en mayo y uno de sus tenientes más cercanos fue capturado en Afganistán el mes pasado.

La muerte sigue a meses de debate sobre potenciales conversaciones de paz entre los talibanes y el nuevo Gobierno del primer ministro pakistaní Nawaz Sharif, quien obtuvo una victoria contundente en las elecciones de mayo.