Estas pueden ser las razones por las que estornudan las mascotas

Foto:frontera.info

(Caracas, 05 de agosto. Noticias24).- La sinusitis y rinitis, son inflamaciones que, al igual que en las personas, afecta el sistema respiratorio de los animales, provocando constantes estornudos y secreción de mucosa.

La rinitis se presenta con la inflamación de la nariz en los perros y gatos. La sinusitis es determinada por la inflamación de las fosas nasales. Ambas pueden desarrollar inflamaciones bacterianas si se dan por largos periodos.

Los síntomas principales para detectar que su mascota puede tener una infección producida por alguna de estas afecciones son estornudos, deformidad facial, pérdida del apetito, secreción nasal (moco), nariz tapada o estornudos inversos.

Sus causas pueden ser alérgicas, infecciosas, inflamatorias, irritativas o neoplásicas. Cualquiera de estas es común en este tipo de mascotas ya que es uno de los sentidos que más usan y está expuesto constantemente.

Es necesario entonces, estar pendiente de la forma en que respira nuestra mascota y al notar cualquier inconveniente acudir al veterinario para que se le realicen los exámenes, entre ellos para detectar abscesos dentales u otra anormalidad en el tejido bucal. Además descartar hipertensión o enfermedades en las vías respiratorias inferiores.

Aunque puede asustar el hecho de ver nuestro perro o gato con alguno de los síntomas, no es para alarmarse demasiado. Los exámenes de sangre y radiografías también deben hacerse para dar con un diagnóstico adecuado e iniciar el tratamiento correspondiente.

Cabe resaltar que el tratamiento varía de acuerdo a factores como la raza, edad, estado de gestación, entre otros. Por eso es necesario que el tratamiento sea llevado por un especialista en medicina veterinaria y no medicarlos o tratarlos con remedio caseros.

Es importante saber que estas enfermedades, al igual que muchas otras, pueden verse afectadas por el polvo o agentes externos a la infección. Es por esto que es necesario mantener los espacios limpios, tanto de la casa como los de las mascotas.

Con información de frontera.info